Amaiur destaca la «involución, negación e imposición» de los dos años de Mariano Rajoy

Amaiur ha resumido en tres palabras los dos primeros años de gobierno de Mariano Rajoy: «involución, negación e imposición» en los ámibotos socioeconómico, político y territorial.

NAIZ.INFO|DONOSTIA|30/12/2013 13:36
Amaiur
Rafa Larreina, Amalur Mendizabal y Onintza Enbeita. (Jon URBE/ARGAZKI PRESS)

Amaiur ha realizado un balance de los dos primeros años de la presente legislatura del Gobierno español, que a su juicio se ha caracterizado por la «involución, negación e imposición», una «vuelta al pasado» que afecta a los tres ámbitos de crisis del Estado: al socioeconómio, al político y al territorial.

Los diputados de Amaiur Rafa Larreina, Amalur Mendizabal y Onintza Enbeitia han criticado que las medidas aprobadas por el Ejecutivo de Mariano Rajoy en los dos últimos años forman parte de «una contrarreforma global dirigida a desmantelar el Estado del bienestar, fortalecer el poder económico y financiero, impulsando la economía especulativa y recentralizar el Estado».

Para la coalición, «el proceso de transición hacia la democracia» del Estado español «sigue siendo un proceso inacabado y controlado por los poderes fácticos, en el que los derechos sociales, las libertades públicas y los derechos de las naciones históricas están siendo cada vez más limitados».

Asimismo, ha destacado que las «próximas pretensiones» del Ejecutivo español para los dos próximos años –la reforma del Código Penal, la Ley de Seguridad Ciudadana, la de Seguridad Privada y la del Aborto– son «un claro ejemplo de cómo la libertad deja de ser un objetivo para ser sustituida por la represión».

Para Amaiur, las políticas «neoliberales y ultraconservadoras» que impulsa el PP muestran un «modelo de Estado antisocial y con una concepción anclada en la cultura política franquista», ante lo cual la ciudadanía vasca «está comprobando que su futuro no tiene lugar en ese modelo».

Larreina y Enbeita han incidido en que el PP, en estos dos años, ha «no ha hecho sino despreciar una y otra vez la voluntad de la ciudadanía vasc», por lo que consideran «cada vez más necesario impulsar desde Euskal Herria un nuevo modelo de relación política con el Estado».

Actitud «irresponsable» ante el proceso

De esta manera, han advertido de que la «estrategia de obtención de transferencias a cambio de apoyos puntuales, estabilidad institucional y privilegios partidistas, queda en evidencia cuando ahora ya no se trata de intentar completar el Estatuto, sino de intentar que no recorten más aún la escasa soberanía de las instituciones vascas, por mucho que quieran maquillar de triunfo lo que no es sino la constatación de un fracaso».

Respecto al proceso abierto en Euskal Herria tras el cese definitivo de la actividad armada de ETA, han denunciado la «irresponsabilidad» que supone la respuesta del Estado «ante las reivindicaciones mayoritarias de la sociedad vasca».

En definitiva, para Amaiur en estos dos años el Gobierno de Rajoy «ha ido triturando derechos y libertades, regido por principios económicos neoliberales y por una falsa moral heredada de la cultura política franquista que perpetúa la corrupción generalizada y hace imposible la igualdad de oportunidades».

Ante ello, ha remarcado que a Euskal Herria «solo queda la alternativa de emprender su propio camino» y abordar su «propia vía hacia la resolución del conflicto político, el ejercicio del derecho a decidir».

Por su parte, al Estado español le emplazan a «reconocer a Euskal Herria y respetar lo que su sociedad decida».