La familia de Ibon Iparragirre afirma que «es mentira» que no se medique

El caso del preso gravemente enfermo Ibon Iparragirre ha vuelto a ser hoy protagonista de sendas movilizaciones en Bilbo, en las que su familia ha reiterado que «es mentira» que el ondarroarra no se esté medicando. «Utilizar esa excusa para mantenerle en prisión nos parece realmente atroz», ha manifestado su hermano Ion Kirru, quien ha pedido que se introduzca «en la agenda política» su situación y la de otros.

@Agustín Goikoetxea|BILBO|20/10/2015 14:25|0 comentarios
Ibon_iparragirre_concentra
Una concentración ha reclamado la libertad de Iparragirre y de los presos enfermos. (ARGAZKI PRESS)

Un juicio por faltas contra el preso Ibon Iparragirre ha llevado hoy a la mañana a un centenar de personas a concentrarse ante el Palacio de Justicia de Bilbo para reclamar que sea excarcelado dado su estado de salud. Su hermano Ion Kirru ha recordado que tiene sida en un estadio C-3, lo que le provoca, entre otras patologías, una lesión cerebral, la pérdida de visión, dolores de espalda y ataques epilépticos.

Con ese cuadro clínico, ha añadido, el resto de presos aprovechan para «robarle, amenazarle, provocarle, muchas veces incitados por los propios funcionarios». Es, ha apuntado, lo que sucedió en la cárcel de Basauri, donde un preso social trató de agredir al ondarroarra. «Quien fue el agresor, se presentó como víctima. La denuncia de mi hermano contra él fue archivada y hoy tiene lugar el juicio contra Ibon», ha explicado. Finalmente, Iparragirre ha sido absuelto pues el denunciante no se ha presentado a la vista.

Etxera-Gunea

Tras la concentracion convocada por la plataforma Iparra Galdu Baik en la calle Buenos Aires, al mediodía, en la plaza Circular, se ha procedido a la apertura de Etxera-Gunea, el espacio donde hasta el viernes a la tarde se reivindicará la libertad de los presos gravemente enfermos. La iniciativa concluirá, a la tarde, con una manifestación de herrialde, que partirá a las 19.30 de ese lugar y finalizará en la plaza Elíptica.

Ion Kirru Iparragirre ha sido el encargado de abrir Etxera-Gunea, coincidiendo con la concentración que se ha desarrollado de 12.00 a 13.00 y que se repetirá por la tarde, de 19.00 a 20.00. Allí, ha vuelto a explicar el grave estado de salud de su hermano preso. Además, la familia ha negado que su hermano no se está medicando, argumento que esgrimen desde la Audiencia Nacional española para no cumplir con la legislación penitenciaria.

El prisionero es cierto que no se administra los retrovirales, por los efectos negativos que le acarrean, pero sigue un tratamiento naturista para evitar los ataques epilépticos y dolores de espalda que le produce su estado avanzado de sida. «Utilizar esa excusa para mantenerle en prisión nos parece realmente atroz», ha destacado, al tiempo que ha reivindicado que su hermano puede recibir un tratamiento digno en su domicilio.

En el sencillo acto en el espacio Etxera-Gunea, Ion Kirru Iparragirre ha pedido «introducir en la agenda política la situación de los presos enfermos, que deberían estar en libertad».