Iruñea responde con una concentración al ataque a la placa de Germán

Cerca de un centenar de personas se concentraron espontáneamente junto a la estela de Germán Rodríguez, cuya placa en recuerdo ha aparecido pintada con los colores de la bandera española. Rodríguez murió por disparos de la Policía en sanfermines de 1978, cuando desde la comisaría se dieron órdenes de disparar a matar. El crimen jamás fue esclarecido.

@AritzIntxusta|13/09/2016 18:23
Monolitogerman
La pintada realizada sobre la placa de homenaje a German ya ha sido limpiada. (Iñigo URIZ/ARGAZKI PRESS)

A la protesta ha acudido Fermín Rodríguez, hermano del fallecido, así como diversos representantes públicos, como parlamentarios y concejales del Ayuntamiento. A destacar también la presencia en la concentración, que se difundió por redes sociales y whatsapp apenas unas horas antes, de la consejera de Relaciones Ciudadanas, Ana Ollo, de quien dependen las áreas de memoria y convivencia.

Ramón Contreras, de la plataforma Sanfermines del 78 Gogoan, ha tomado la palabra instando a «tomar el testigo» de personas como Rodríguez «que murieron por una sociedad más justa». Asimismo, ha querido ensalzar la labor de unos jóvenes que, por voluntad propia, han limpiado la placa antes de la concentración. «Ha sido una expresión de la voluntad popular», ha señalado contreras.

Contreras también ha señalado que el ataque a la placa se ha producido la misma noche en la que se han realizado pintadas contra el alcalde Joseba Asiron, por su decisión de exhumar los restos de los generales golpistas Emilio Mola y José Sanjurjo. «La misma crispación crea una placa como la de Germán como la decisión de exhumar a Mola, porque ellos son los mismos», ha manifestado. «Basta de lágrimas, tenemos que responder», ha señalado.

La placa atacada se cambió antes de los sanfermines y tiene la inscripción siguiente: «En memoria de Germán Rodríguez Saiz, muert por disparos de la Policía el 8 de julio de 1978». La colocación de la placa y de una estela en el lugar donde falleció ha constituido una batalla que ha durado décadas en la ciudad.

Además de pintar la bandera española sobre la placa, a lo largo de la noche se han producido pintadas de corte fascista en la sede del sindicato ELA, la Peña Donibane, el euskaltegi Irrintzi, los bares Ezpala y Toki Eder, la sociedad Arrano y en un pasadizo entre Iruñea y Berriozar. Además, han aparecido pegatinas islamófobas en la sede de SOS Racismo y otros puntos de Alde Zaharra.

 

NOTICIAS RELACIONADAS