20/04/2017

Derio se prepara para acoger a los delegados de las tierras del mundo

Entre el 16 y 24 de julio Euskal Herria será epicentro en la toma de decisiones del movimiento campesino mundial. La cita será en Derio. Corresponde a Europa la monumental organización de un evento que reunirá en algunos momentos a unas mil personas y que será traducido por 80 intérpretes. EHNE Bizkaia es la organización anfitriona.

Nerea GOTI|DERIO
0430_eg_viacampesina

Cada vez es más difícil encontrar huecos en la agenda de los integrantes del sindicato agroganadero Alazne Intxauspe y Unai Aranguren. Ambos están, como la organización a la que representan, absolutamente volcados en los preparativos de esta VII Conferencia de Vía Campesina, en la que participarán delegaciones de todo el globo, a las que hay que sumar las personas que en representación de otras organizaciones o a título individual acudirán a Derio para seguir la conferencia, órgano máximo de toma de decisiones y de debate del movimiento campesino a nivel mundial.

«Calculamos que serán unas 500 las personas procedentes de fuera de Europa, entre delegados, equipo técnico e intérpretes... pero habrá momentos en los que estaremos alrededor de mil siguiendo la conferencia», han estimado en declaraciones a GARA.

Los preparativos tienen, por tanto, enormes proporciones, por la proyección mundial del evento y la masiva participación de representantes de organizaciones campesinas, entre ellas un buen número de comunidades indígenas. Para hacerse una idea de la proyección de la cita, basta recordar que La Vía Campesina representa a 200 millones de personas y agrupa a unos 160 organismos.

Otra de las características de la organización es la presencia igualitaria de géneros. «La representación de cada región está siempre formada al 50% por hombres y mujeres y está estipulado que los jóvenes sean el 33% de cada delegación, uno de cada tres», precisa Aranguren.

Productos del país

La otra peculiaridad de un evento de esta magnitud tiene que ver con la filosofía e ideología propia de un movimiento que defiende la agricultura sostenible a pequeña escala como un modo de promover la justicia social y la dignidad y que está, por tanto, frontalmente «en contra de los agronegocios y las multinacionales que están destruyendo los pueblos y la naturaleza». Por ello, en Derio se comerá lo que se produce en Euskal Herria o lo más próximo posible; esto también está planificado.

Según Aranguren e Intxauspe, el planteamiento pasa por aprovechar muchos alimentos que son excedente en esa época, pero se ha previsto también aumentar ciertas producciones para abastecer la cocina del hotel de Derio. EHNE Bizkaia proporcionará los productos a partir de los que se prepararán los menús, teniendo en cuenta que entre sus comensales habrá personas de diferentes religiones y culturas alimentarias.

El emplazamiento elegido para la conferencia en Derio, en las instalaciones del antiguo seminario, también tiene un por qué. El lugar se encuentra a cinco minutos del aeropuerto de Loiu, lo que ha sido sido especialmente aplaudido por los representantes de La Vía Campesina, en la medida que se evitan largos desplazamientos.

Los hoteles de la zona también acusarán esta VII Conferencia de La Vía Campesina. Tal y como comenta Alazne Intxauspe, la mayor parte de los delegados estarán alojados en el hotel y albergue aledaños, de forma que no serán necesarios desplazamientos. El resto de las plazas necesarias se han reservado en otros pequeños hoteles en municipios cercanos como Loiu o Mungia, para quienes ya han preparado los traslados diarios en autobús.

Los preparativos se centran ahora en adecentar el espacio central que ocupará la Conferencia. Será en la capilla situada bajo la torre central del complejo edificatorio, un amplio espacio que ofrece múltiples dependencias a la organización. Este espacio, explica Intxauspe, permite disponer de múltiples espacios independientes. «Se necesitarán entre 12 y 15 salas para que puedan celebrarse al mismo tiempo reuniones y encuentros de delegados» de las diferentes regiones, apunta. Pero hay que prever también un espacio para la instalación del equipo técnico, de comunicación, almacén, tienda...

La comunicación es, por cierto, otro punto clave de esta convención: no solo desde el punto de vista de los medios que la cubrirán y que aún está por determinar –aunque se espera que sea un número importante; por ejemplo, destaca el interés mostrado por medios chinos–, sino entre los propios delegados. Es difícil anticipar cuántas lenguas y dialectos podrán reunirse en una cita así, en la que entre los participantes se encuentra un número importante de comunidades indígenas que llegarán acompañadas de sus intérpretes.

A este respecto, Intxauspe añade que, aunque se utilicen las lenguas vehiculares comunes, La Vía Campesina hará un esfuerzo especial para que las lenguas minorizadas tengan su espacio en esta conferencia. En el caso del euskara, precisa que «estará presente en el mayor número de espacios posible». Lo que sí pueden anticipar es que serán unos 80 los intérpretes que se reúnan en Derio y que se trata de voluntariado que participa habitualmente en sus encuentros y que conoce la temática y la terminología.

Garantizar que no haya problemas para entrar en Europa

Entre los intensos preparativos para garantizar la mejor bienvenida a la magna y diversa delegación del movimiento campesino llama la atención la preocupación de la organización ante las dificultades que encuentran algunas delegaciones para conseguir los visados y poder entrar en Europa. Es algo cada vez más común en sus encuentros internacionales, según comentan desde EHNE Bizkaia. Por ello, están haciendo un esfuerzo especial para conseguir cartas de instituciones que avalen los citados desplazamientos. «Estamos intentando lograr el mayor respaldo del Gobierno Vasco y del navarro, así como a través de la participación del Ministerio español de Agricultura y de la Unión Europea, de forma que se credite que reconocen el evento y que no se trata de emigración ilegal», explicó Unai Aranguren.

Los integrantes del sindicato agroganadero destacaron, asimismo, que en Derio habrá una importante representación de pueblos indígenas llegados de todos los continentes, incluidas comunidades nativas del norte de Europa, con las que están trabajando para hacer posible su participación en la conferencia. La cita será también punto de encuentro para organizaciones de Europa del este y del Pacífico que se suman al movimiento campesino.N. G.

UNA GRAN CARPA


Una gran carpa reunirá actividades complementarias como talleres, charlas, actuaciones... Se abrirá por la tarde y allí se agasajará a los participantes con productos del país.

GASTEIZ, ANTESALA


Como antesala de la conferencia, en el Palacio Europa de Gasteiz se celebrará la próxima semana, del 24 al 26 de abril, un coloquio internacional sobre «el futuro de la alimentación y los retos de la agricultura para el siglo XXI». El simposio, denominado Elikadura 21, se presentó ayer a los medios y los organizadores explicaron que se han inscrito más de 450 participantes de un total de 53 países.