Karlos Zurutuza|2017/05/14 00:00

A pesar de la narrativa que presenta a Libia como un «agujero negro» para migrantes y refugiados, son muchas las personas que siguen viajando hasta allí en busca de oportunidades que no pasan por saltar a una patera.