2017/05/19

Donostia 2016 no supo trasladar el proyecto a los ciudadanos

El director general de la Capitalidad Europea de la Cultura Donostia 2016 (DSS2016), Pablo Berástegui, reconoció ayer que no se gestionaron adecuadamente las expectativas de los ciudadanos y que no fueron capaces de explicar el proyecto tal y como se había diseñado.

GARA|DONOSTIA

IMPACTO


Según el informe presentado ayer, el impacto directo de Donostia 2016 en la economía local ha sido de 18,6 millones, el indirecto de 28,5 millones, el inducido de 70,6 y se han creado 612 empleos.

DESIGUAL


La reacción del público ha sido muy diferente según se ha participado o no en las actividades programadas, siendo la opinión mejor por parte de quienes han tomado parte en las ellas.

La ciudadanía ha puesto nota a su grado de satisfacción con Donostia 2016, un 5,9 sobre 10, dato incluido en un informe que recoge lo que se hizo bien y lo que se pudo hacer mejor en un proyecto «que ha superado el reto de la materialización a pesar del cúmulo de dificultades».

Este dossier es objeto de análisis ayer y hoy en unas jornadas de evaluación sobre la Capitalidad Europea de la Cultura que se celebran en el campus donostiarra de la UPV-EHU y que fue presentado ayer en rueda de prensa. El director general de la Capitalidad, Pablo Berástegui; el diputado de Cultura, Denis Itxaso; el viceconsejero de Cultura, Joxean Muñoz; la concejal de Cultura, Miren Azkarate, y la subdirectora general de Cooperación Cultural con las Comunidades Autónomas, Grial Ibáñez, como integrantes de la Fundación Donostia 2016, dieron por cumplidos los objetivos marcados, «con sus fallos y sus sombras». La consultora LKS y la firma Prospektiker son las autoras de este estudio, al que se sumará antes del otoño el realizado por la Unión Europea.

Berástegui reconoció que podría haberse mejorado «la gestión de las expectativas» de la ciudadanía, es decir, «no haber sido capaces de trasladar el proyecto tal y como se había configurado», lo que ha dado lugar a cierta «disonancia» con el cumplimiento de objetivos.

«Luces y sombras»

Azkarate señaló que la valoración que en este informe se hace de DSS2016EU es «en general positivo y se considera que se han cumplido los objetivos, con sus luces y sombras».

Por su parte, Itxaso opina que el informe presentado es «muy valioso» para gestionar el legado de la Capitalidad, que se presentará el próximo día 29.

Además, cree que DSS2016EU ha cumplido sus «tres grandes objetivos, por un lado fortalecer la dimensión europea de la ciudad y sus proyectos culturales; por otro renovar el tejido cultural; y, en tercer lugar, ahondar en la cultura para la convivencia». Joxean Muñoz enfatizó que el de la Capitalidad ha sido «un proceso que implica cambiar mentalidades y actitudes y que ha conllevado un esfuerzo muy importante».

Ibáñez subraya que este informe permite «detectar puntos de acierto y aspectos que pueden ser mejorados» y ha suscitado mucho interés en ciudades que se están preparando para ser Capitales europeas de la Cultura.

Según este informe, el impacto directo de DSS2016EU en la economía local ha sido de 18,6 millones, el indirecto de 28,5, el inducido de 70,6 y se han creado unos 612 empleos.

Preguntado por el proceso de liquidación de la Fundación Donostia 2016, Pablo Berástegui indicó ayer que están en ello y para ello se ha creado una comisión liquidadora integrada por los miembros del Patronato de la Fundación, que se encargará de ejecutar aquellas tareas que la Fundación no pueda realizar.