Bienvenido Mr. de la Sorna
Goio González Barandalla | Afiliado a CGT/LKN Nafarroa
2017/12/05

Cuando en mayo de 2009 visitó España el Secretario de Transportes norteamericano Mr. LaHood, no pudo ocultar su asombro por el elefantíaco desarrollo de una red ferroviaria de alta velocidad en un estado con un PIB 15 veces inferior al suyo. Su homólogo español Mr. Blanco, sacando pecho, le retó a montar una película similar en su país, a lo que Mr. LaHood le replicó: «ustedes son muy ricos, nosotros no podemos permitírnoslo». Esta anécdota me trae el recuerdo de otra película: "Bienvenido Mr. Marshall", pero con los papeles invertidos, donde los americanos hacen de gañanes y las españolas de filántropas opulentas. De traca.

De traca y tan de traca que ahora Navarra y su condado de Petilla quieren atraer esa inversión española para el TAP. ¿Tendremos que disfrazarnos a lo dúo sacapuntas de toreros amorfos agitando banderitas para recibir al ministro Mr. de la Serna? Pero si esto del TAP es un timo con sorna, pues su antecesor Mr. Blanco, llegó a afirmar en una ocasión que «nunca se ha estudiado la rentabilidad de estas infraestructuras, y cuando digo nunca es que nunca. Se han hecho juegos florales».

Aunque su nariz engaña, Mr. Blanco dice la verdad, los estudios de viabilidad del TAV/TAP se cuentan con los dedos de un muñón, solo existen mantras sueltos como «progreso» o el novísimo «altas prestaciones», si bien al contrario contamos con decenas de informes demoledores (Sactra, Eddington, Fedea…) que lo califican de un despilfarro inútil propio de un régimen cleptocrático. Bla Bla Car, que lo está petando ahora por ejemplo. ¿Lo han tenido en cuenta como elemento competitivo respecto al TAP? No. ¿Cuentan con algún análisis global coste-beneficio? No. ¿Tienen algo? No. ¿Esto es decente? Todo esto es bla, bla, progreso y prestaciones, burros volando sobre ranas criando pelo.

Así huele que tampoco mienten ni Gonzalo Ferré, expresidente de Adif: «no tiene sentido un AVE con el número actual de viajeros», ni Teófilo Serrano, expresidente de Renfe: «no es estrictamente necesaria desde el punto de vista del interés público la existencia de servicios de alta velocidad. Sí es absolutamente interesante desde el punto de vista del interés público que existan servicios de cercanías en las ciudades». Mr. Aierdi, esperamos que no pique como no picó Mr. LaHood, no nos obligue a vestirnos de dúo sacapuntas, por favor se lo pido.

Artikuluak
Aniceto Morales Horrillo
2017/12/14
Jesús Valencia
2017/12/14
Jimmy Muelles
2017/12/14
Eva Aranguren, Cecilia Antolín y Peio Gurbindo
2017/12/14
Gutunak
Iñigo Varona Gojeaskoetxea
2017/12/14
Alberto Pecharroman Ferrer | Dibujante
2017/12/14
Gontzal Fontaneda
2017/12/14
Dalia Rosagarai Arizala
2017/12/13