0 comments

Un verano calentito

Iñigo Urkullu, despues de muchos cálculos, ha deshojado su margarita electoral mientras Rajoy volvía a marear a la perdiz -¡cómo tiene que estar la pobre!- y a la vuelta del verano las vascas y los vascos de Gipuzkoa, Bizkaia y Araba tendremos elecciones

El PNV se debate entre el agradecimiento a las "cortesías" del PP en Madrid y su eterno amante del PSOE, tan pachucho en los últimos tiempos. Y está la nueva figura de Podemos, que ni es de aqui ni es de allí, sino del mundo. Otra incógnita.

A la izquierda soberanista e independentista le toca resolver sus propias contradicciones y ofrecer una alternativa tan realista como contundente. Y en ello están. Todavía no ha terminado julio y el verano ya está calentito.

/