Ricardo Guerra, el único condenado por la muerte de Aitor Zabaleta, detenido en Bélgica

El autor de la puñalada que mató a Aitor Zabaleta y único condenado por ese caso, Ricardo Guerra, fue detenido la pasada semana en la previa del partido entre el Atlético de Madrid y el Brujas, junto a una treintena de ultras, por hacer el saludo nazi ante la Policía belga, según ‘ABC’.

NAIZ|DONOSTIA|17/12/2018 08:10
Aitor-zabaleta
Kalejira en recuerdo de Aitor Zabaleta, el pasado 9 de diciembre en Donostia. (Juan Carlos RUIZ/FOKU)

De acuerdo a la información publicada este lunes en el diario ‘ABC’, unos treinta miembros del grupo ultra Suburbios Firm, expulsado hace unos años del Frente Atlético, fueron arrestados en la previa del partido entre el Brujas y el Atlético de Madrid por hacer el saludo nazi ante la Policía belga.

El diario señala que entre los detenidos estaba Ricardo Guerra, quien propinó al aficionado de la Real Aitor Zabaleta la puñalada que acabó con su vida en 1998.

El arresto se produjo precisamente escasos días después de cumplirse 20 años de los trágicos hechos. 

Antes de ser detenidos, incluso se fotografiaron brazo en alto exhibiendo la pancarta del grupo.

Guerra fue condenado a 17 años de cárcel, aunque lleva ya varios años en la calle gracias a diferentes permisos. Se encuentra en tercer grado en un centro de inserción social, lo que le otorga cierta libertad de movimientos.

Fuentes de Instituciones Penitenciarias citadas por Efe explican que tenía aprobado un permiso desde el 10 al 17 de este mes y confirman que ha regresado este lunes al centro de inserción social de Madrid en el que está interno.

Para viajar al extranjero, según estas fuentes, Guerra debe contar con autorización del juez de vigilancia penitenciaria, pero no había comunicado sus planes.

 

ENLACES

Una nueva aportación llega de la mano de la licenciada en Ciencias de la Información, Concha Aretxaga, en la que defiende el carácter público de EiTB como garantía de información veraz y contenidos de calidad. No obstante, también plantea cambios relacionados con la gobernanza del ente público.

UNA EiTB EN LA QUE QUEPAMOS TODAS Y TODOS
Concha ARETXAGA