m24gasteiz
Elkarrizketak
Peio López de Munain
Candidato a la alcaldía por el PSE

Peio López de Munain tenía previsto jubilarse este año, la renuncia de Maite Berrocal, sin embargo, truncó sus planes. La dirección del PSE le propuso un reto: presentarse a la alcaldía. Tras haber ejercido durante 18 años la maestría en Michelín y otros veinte como educador en la comisión anti-sida, ha terminado en la primera línea política. Ahora, se muestra dispuesto a «quemar el último cartucho».

«El PP no puede garantizar estabilidad, ha roto todos los consensos»
Zuriñe Etxeberria|Gasteiz|20/05/2015
Lopez_munain

En breve:

Edad: 61

Profesión: Educador social

Lugar de nacimiento: Gasteiz

En política: Estar en política toda la vida. Afiliado desde los 90

PSE: Cuestión de sentimiento. Siempre me he regido por la vena social de ayudar a la gente y en el PSOE es donde más identificado me he sentido con esta posición

Presupuesto campaña: las cuentas están centralizadas en Madrid

 

Se acaba la legislatura. ¿Cómo ha vivido estos 4 años de oposición?

Siendo sincero, creo que han sido unos años nefastos para la ciudad, sobre todo por cómo se ha enfocado la salida de la crisis. Nos deja muchísimos parados más.

Ha sido nefasta en el recorte de derechos sociales y ciudadanos. Me rasgo las vestiduras, por ejemplo con el tema de la tarjeta de los alimentos que ha puesto este gobierno. Uno de los principios fundamentales de la gente que trabajamos en lo social es que hay que echar una mano, pero trabajando para ir avanzado en autonomía y en desarrollo personal. Así evitamos que el problema se cronifique.

 

¿Qué ha pasado con los consensos de ciudad?

Maroto ha roto todos los consensos. Había varios en esta ciudad: apoyo al euskara, cooperación, todo lo social… Pero esta legislatura no se han respetado. Se han reducido las ayudas al euskara y encima ahora han subido el tono hablando de morralla. En temas sociales, han cambiado la filosofía. Hemos dado marcha atrás, nos han llevado a la caridad que era lo que había antes de que se desarrollarán los servicios sociales y antes del desarrollo del Estado de Bienestar. Enseñar a pescar en vez de dar un pez, es fundamental.

El haber roto todos los consensos se traduce en que si sale el PP no puede garantizar estabilidad. Nadie tiene feeling.

 

Entre gobernar y estar en la oposición…

Gobernar tiene más responsabilidad lógicamente. Pero yo no he funcionado de diferente manera. Aquí (en mi despacho), sigo recibiendo cantidad de ciudadanos, la relación con la gente la he tenido igual. Cuando estás en el gobierno tienes que tener más visión de conjunto. Es importante hacer un esfuerzo, por que el ayuntamiento no es una gestoría, hay que gestionar pero también tienes que defender a los ciudadanos. Hay que saber compaginarlo.

 

Y haciendo un poco de autocrítica, ¿qué más podía haber hecho su grupo municipal?

Hemos hecho todo lo que hemos podido y nos han dejado. Esta la legislatura ha sido un poco frustrante. Veníamos de gobernar y habíamos planteado cuestiones interesantes, que evidentemente, en cuatro años no da tiempo. No sé si es por que le caemos mal o nos odia, no lo sé, pero todo lo que olía a socialismo lo ha intentado borrar. Por ejemplo, teníamos consenso para que el tranvía fuera por un determinado sitio, pues llega Maroto y cambia el recorrido. Ese tipo de situaciones te van minando. Con Gauekoak ha hecho lo mismo. Se lo ha cargado y, personalmente, me duele mucho, por que yo impulse su puesta en marcha. Como sonaba a PSOE, les ha ido reduciendo el presupuesto hasta que este año lo ha dejado a cero.

 

¿Es cosa de Maroto o anteriormente también sentían esa fijación?

Los perfiles de Alfonso Alonso y Javier Maroto son muy diferentes. Alonso está, o estaba, menos en el pedestal. Estando en la oposición, Alfonso Alonso se ha subido a mi despacho y se ha sentado para hablar. Maroto, en cuatro años, jamás me ha preguntado nada de nada. Ni en los pasillos ni en ningún lado, no he tenido interlocución. Él está por encima de todo y eso no es un alcalde.

 

Aun así atrae a muchos ciudadanos…

Es muy fácil conseguir estar cerca de los ciudadanos siendo populista. Dice lo que la gente quiere oír, aunque luego no lo haga. No se puede hacer demagogia y Maroto utiliza muy bien esas cosas. Yo intento por todos los medio no lanzar ningún exabrupto, ni en campaña.

 

¿Cómo se ven para las elecciones?

Salimos a ganar y ojalá ganemos. Eso es lo que yo deseo. Lo que luego suceda… son unas elecciones muy abiertas, hay muchas opciones y mucho cabreo. Puede que haya sorpresas, no hay nada claro.

 

La situación interna del PSE puede no ayudar mucho, ¿qué sucedió con Maite Berrocal?

Creo que cuando estás en una organización sabes dónde estás aunque no comulgues al 100% y ha de respetarse lo que la organización marca. Somos un partido que ha nivel interno es demócrata y hay una serie de órganos donde se toman decisiones. En nuestros estatuto se dice que al hacer la plancha electoral hay que hacerla conjuntamente entre el candidato y la ejecutiva.

No es imposición, por que así está en los estatutosm aun así respeto su decisión. Tras la renuncia, se reúne la ejecutiva y teniendo en cuenta la situación actual se propuso mi nombre. La situación era difícil y aunque pensaba jubilarme, pues acepté. Y ahora a lo hecho pecho, voy a estar ahí y en lo que me he comprometido estaré hasta el final.

 

¿Cómo definiría entonces la salud interna del PSE de Araba?

Creo que está bien. Históricamente, siempre hemos tenido crisis, eso quiere decir que es una organización donde se puede hablar y discutir y eso genera enfrentamientos, debates, sumas, restas… Todo es debatible, aunque esté en contra de la dirección y eso en la derecha no pasa. Diría que es algo intrínseco de la izquierda.

 

Tampoco ayudará que el fiscal superior de la CAV haya abierto diligencias contra Txarli Prieto para investigar si incurrió en fraude o falsedad documental en las obras que la empresa de la que era participe realizó para reforzar la seguridad en sedes del partido mientras era secretario general de Araba, ¿verdad?

Sinceramente, creo que no tiene ningún recorrido y hay que ver en qué condiciones se produce aquello. Mi primera pregunta es por qué sale ahora un tema de 2011. Y después, no creo que estuviera mal. Eran unas fechas complicadas a nivel de violencia. Por ejemplo, yo hice obra en mi casa. ¿LLamo a una empresa cualquiera cuándo puede haber alguna persona que pase información? Yo en esos momentos iba con escolta. Y llamar a esta empresa me ofrecía seguridad.

 

En cuanto a las otras supuestas irregularidades que se han dado en Gasteiz (San Antonio, Krea, despósito de aguas de Ihurre...), ¿qué plantea el PSE?

A la mínima sospecha fuera. No puede ser que haya tanto chorizo, hay que cortarlo de raíz y hay que tener muy interiorizado que cuando estás en un cargo publico es un cargo de servicio a la ciudadanía. Nosotros hace tiempo que aplicamos un código ético y siempre, cada fin de legislatura, he presentado mi declaración de bienes.

 

Por otro lado, en precampaña Sare organizaba un debate con los candidatos a la alcaldía. El PSE declinó la invitación. ¿Por qué motivo no acudieron?

Creemos que todavía es pronto, me parece legítimo que las familias y amigos defiendan lo que tienen que defender. Por tanto, lo respeto, pero a nivel de partido creemos que hay que dar otros pasos todavía.

Está el desarme, está la desaparición definitiva, etc. El tema de los presos hay que tratarlo con mucho cuidado por que también hay mucha gente que ha sufrido, hay una colisión de posturas que necesitan tiempo.

 

PNV, EH Bildu, Irabazi y Hemen Gaude Sumando coincidieron en que se debe garantizar el cumplimiento de los DDHH de todos los presos. En las mociones presentadas en el Ayuntamiento PSE no las ha apoyado... ¿incluirán este punto en su agenda política?

En este momento como partido todavía no. Veremos la situación.

 

Hace poco 7 jóvenes, 5 de ellos gasteiztarras eran condenados a 6 años de prisión por su militancia política. ¿Qué opinión le merece?

Si queremos cerrar esta etapa bien cerrada, hay que ajustarlo a las normas que tenemos, no voy a entrar a si Segi era ETA o no. Yo no me siento quién para cuestionar lo que dicen los tribunales. Personalmente, puedo tener una postura diferente pero tengo que acatar lo que dicen.

 

Hace poco escuchábamos a Idoia Mendia alabar la generosidad de los castellanoparlantes hacia al euskara... ¿Qué políticas lingüísticas van a impulsar?

Lo que dijo Idoia me parece una realidad que yo también he vivido. En mi familia, nadie sabía euskara, yo soy castellanozaharra y sí he hecho un esfuerzo para que se potencie el euskara. Es una riqueza enorme y no podemos permitir que se pierda. Sin embargo, el tema de la morralla que comentaba De Andrés, eso ya tiene otro componente. De desprecio y de rechazo.

El haber sido tan machacones, tal vez por que la situación probablemente lo exigía, muchas veces los euskaldunberris lo han sentido un poco como algo impuesto. Creo que hay que hacer campañas de motivación y hacer pedagogía. Hay que hacer ver lo importante que es para nuestro pueblo.

ENLACES
Hauteskundeak BEREZIA

Hauteskundeak Nafarroan

M24 Bilbo

M24 Donostia

M24 Gasteiz