09/05/2018

PNV y PSE bajarán los impuestos a los guipuzcoanos más ricos

Las Juntas Generales de Gipuzkoa debaten en el pleno de hoy la derogación del Impuesto sobre la Riqueza y las Grandes Fortunas. EH Bildu subraya que la coalición PNV-PSE, junto con el PP, resucita el «escudo fiscal» para que las 38 personas más ricas abonen 400.000 euros menos por cabeza, mientras que recorta la ayuda a la dependencia.

GARA|DONOSTIA
0509_eko_fiscalidad

En el pleno que celebrarán hoy las Juntas Generales de Gipuzkoa se hará oficial el primer paso para la derogación del Impuesto sobre la Riqueza y las Grandes Fortunas y echará a andar un nuevo sistema de tributación que, según EH Bildu, es «mucho más injusto e insolidario». Apunta que los datos hablan por sí solos y que no son ni de la coalición independentista ni de las organizaciones sociales que protestarán ante las Juntas por «este atraco a la sociedad guipuzcoana».

La memoria que acompaña la reforma fiscal, impulsada por la coalición PNV-PSE y apoyada por el PP, confirma que 875 personas disfrutarán de nuevo de un «escudo fiscal», lo que les permitirá aportar a cada una 38.000 euros menos de media a la Hacienda Foral. Esto significa que habrá «33 millones menos para mejorar la calidad de vida del conjunto de la ciudadanía guipuzcoana y 33 millones más para las personas más ricas del territorio».

15 millones «de regalo»

EH Bildu pone sobre la mesa otro dato que considera «especialmente sangrante» para las arcas públicas: solamente entre las 38 personas más ricas del herrialde (las que disponen de más de 12,8 millones de euros de patrimonio) dejarán de aportar más de 15 millones de euros a la Hacienda Foral. «La coalición PNV-PSE va a regalar a los ‘super-ricos’ de Gipuzkoa 408.316 euros de media cada año».

La coalición critica, además, que esta reforma fiscal llega justo cuando se han conocido los primeros datos de los recortes a la ayuda a la dependencia que se están aplicando desde el pasado 1 de enero. «Gracias al decreto foral aprobado por la Diputación, el 27% de las 16.697 personas que necesitan ayudas para la dependencia en Gipuzkoa van a sufrir –están sufriendo ya– recortes en estas ayudas sociales; concretamente, 4.330 familias. Los recortes más elevados los están padeciendo las personas con dependencia de grado III, es decir, las personas que, precisamente, necesitan más protección».

Según los datos aportados por EH Bildu, a las ciudadanas y ciudadanos que perciben una ayuda por cuidar a sus familiares en el domicilio se les ha aplicado, a partir del pasado enero, un recorte de 300 euros al año para los de grado I y de 1.000 euros al año en el caso del grado III, esto es, para los más dependientes. Y recuerda que el perfil medio de la persona que cobra estas ayudas es el de una mujer pensionista que cuida a su marido dependiente.

La coalición soberanista señaló que, además de dar hoy un rotundo no a la reforma promovida por el Gobierno de PNV-PSE, «que aplaudirá el PP con toda su alma», quiere redoblar sus esfuerzos para que la sociedad guipuzcoana conozca los datos reales. Por ello, anunció que participará en todas las movilizaciones que se convoquen para censurar «las políticas retrógradas» de este Gobierno foral.

 

LAB: «Confebask ha logrado su propósito»

LAB también se posicionó ayer, a través de una nota de prensa, sobre la reforma tributaria en Gipuzkoa, al señalar que las «medidas de carácter regresivo» que contemplan los dos proyectos de norma foral que hoy serán sometidos a votación «tendrán efectos negativos en la redistribución de la renta».

La central abertzale advierte de que, además, la pérdida de recaudación ocasionada por esta reforma «tendrá que ser compensada aumentando el sobreesfuerzo fiscal que realiza la clase trabajadora a través del IRPF y el IVA»; o, si no fuera así, «su impacto se traducirá en una merma de recursos que son imprescindibles para financiar los servicios públicos esenciales y mejorar los sistemas de protección social».

«Confebask y sus tres organizaciones territoriales (Adegi, Cebek y SEA) han logrado su propósito para el corto plazo: reducir los tipos de gravamen del Impuesto sobre Sociedades», añadió la central abertzale al recordar otro de los ejes del pacto fiscal PNV-PSE-PP. GARA

«ESCÁNDALO»


EH Bildu considera que el pleno de hoy será recordado como «un auténtico escándalo» por la inmensa mayoría de la ciudadanía y será «celebrado por una ínfima minoría: el 1% más rico».

38.000 EUROS


La memoria que acompaña a la reforma fiscal impulsada por la coalición PNV-PSE confirma que 875 contribuyentes aportarán, de media, 38.000 euros menos cada uno.