10/01/2019

A nadie le amarga un dulce

Garitano, que avanza cambios en el once, defiende que el partido «nos viene bien para desconectar de la Liga y disfrutar de la Copa».

Joseba VIVANCO
0110_kir_athletic

Con el tiempo justito para recuperarse de ese desgaste físico y mental de Balaídos, aunque con el chute anímico de la victoria reflejada en la icónica foto del banquillo saltando de alegría tras ese agónico pitido final, los leones cambian de chip para retornar el torneo del KO y vérselas ante uno de los gallitos de la Liga. Más de uno pensará que la cita de este jueves, con lo apremiante que está la competición doméstica para los leones, solo estorba en la necesaria reacción liguera. Pero no, o eso es lo que vino a decir Gaizka Garitano, el cual lejos de verla como un quebradero de cabeza, cree que puede ser un buen incentivo para despejar la mente y, de paso, dar entrada a jugadores menos habituales pero comprometidos como el que más como reflejó la fotografía comentada.

El entrenador rojiblanco dijo ayer en Lezama que jugar la Copa «viene bien para desconectar de la Liga, nos viene bien cambiar de torneo, para disfrutar, para soñar... es una oportunidad bonita». No será un partido a vida o muerte, casi, o sin casi, como el disputado en Vigo, de ahí que pueda servir al grupo para, como sostiene su técnico, tratar de encararlo con el objetivo de ganar pero sin la presión ni las urgencias de la Liga. «Es un partido bonito, atractivo, una competición que nos gusta aquí y no vamos a desperdiciarla. Nuestra intención es dejar la eliminatoria abierta para la vuelta y para eso tenemos que hacer un buen trabajo, sacar un buen resultado para mirar al segundo partido», fue la reflexión del de Derio. La Copa no se tira, en resumen, pero, insistió, la prioridad sigue siendo la Liga. De ahí que para esta tarde se esperen cambios en el once. Eso sí, «nuestro equipo será reconocible».

Con los que no podrá disponer Garitano, además de los lesionados ya sabidos, e incluso son duda seria para este domingo, son Raúl García, que mantiene los problemas musculares en su gemelo de la pierna derecha, y Yuri Berchiche, con un esguince en su tobillo izquierdo. A partir de ahí, varias novedades, incluso quién sabe si con el debut del chaval Iñigo Vicente. El único fijo es Unai Simón, confirmado en la portería por Garitano, y se supone que Balenziaga ocupará el lateral zurdo. Yeray, Nolaskoain, San José, Susaeta, Aduriz podrían ser perfectamente de la partida. «Habrá cambios, por las lesiones y porque necesitamos refrescar el equipo. Tenemos gente que tiene que reivindicarse y tiene ganas de jugar, y es una oportunidad para los que no han tenido minutos y para gente que tendrá que repetir» tras jugar en Balaídos. En cualquier caso, «veremos cómo se despiertan mañana –por hoy– y decidiremos a última hora». Entre los que necesita saber cómo se encuentran, dijo, Dani García y Williams, que acabaron ‘tocados’ el lunes. Su homólogo, Pablo Machín, también desveló que introducirá cambios en su once titular. «Habrá variaciones de un partido a otro por diferentes factores», dijo en referencia a la cita de Liga el domingo.

Garitano, que manifestó estar convencido de la respuesta favorable de la grada hoy, adelantó que «sabemos que nos enfrentamos a un equipo grande, muy serio, que no conceden nada, de entre los mejores de la Liga, pero iremos a por el partido siempre desde el orden». Por su parte, Machín destacó del rival que «el Athletic ha cambiado fundamentalmente en los resultados con el nuevo entrenador. No saben lo que es perder, por lo que la competitividad aumenta. Han minimizado riesgos y juegan un fútbol más sencillo. Han vuelto a lo que ha sido siempre el Athletic y juegan más directo y más en zona rival. Están sacando provecho y puntos».

Partido copero, de los que suelen gustar en San Mamés, máxime cuando no hay fútbol europeo, pero ante un equipo que viene de siete partidos sin conocer la derrota, un gallo del campeonato y gran capacidad anotadora. Pero, a nadie, y menos al Athletic, le amarga un dulce.

Ibai Gómez, atado; Vicente, convocado

«¿Qué quiere la gente? Gol de Iñigo Vicente», como diría el periodista Ager Sardui en sus retransmisiones de los partidos del filial rojiblanco, cada vez que el de Derio anota por los cachorros. Pues quizá no solo Lezama sino San Mamés tenga la oportunidad de gritarlo si Garitano da la alternativa al chaval del filial, que entrará en la convocatoria de 18 jugadores. Lo avanzó el técnico, quien alabó el «talento» del veinteañero que ha entrenado estos dos días con el primer equipo. «Hay que tener paciencia con los jóvenes, Iñigo tiene talento y ya es mucho; luego, tiene que mejorar cosas y es cuestión de tiempo. Tendrá oportunidad de jugar, de inicio o luego, es su primera convocatoria y estoy contento por él». Entre tanto, el fichaje de Ibai Gómez se daba ayer por cerrado tras el acuerdo final entre ambos clubes y el de Santutxu será presentado esta semana, mientras que todo indica que Remiro sale cedido al Huesca. J.V.

GANEA, CEDIDO


Cristian Ganea formalizó ayer su primer entrenamiento en Numancia tras su cesión hasta junio. «Es lo mejor para su futuro, tener minutos, para que podamos verle jugar, porque aquí su actitud ha sido de diez», dijo Gaizka Garitano.