Economistas sin Fronteras Euskadi
Por una fiscalidad justa

El desvío de beneficios empresariales hacia paraísos fiscales le cuesta a España el equivalente al 13% de la recaudación del Impuesto sobre Sociedades

03/04/2020

Últimamente se está oyendo un cierto clamor de que, ante la ya anunciada crisis económica, tras la «guerra mundial contra el coronavirus», hay que proteger a las personas por delante de a los bancos y a las empresas… sin embargo la solución financiera que se está apuntando desde las instituciones supranacionales es una vez más inyectar enormes cantidades de liquidez a los bancos para que den crédito a las empresas e indirectamente a los estados. La gran mayoría de ese dinero inyectado va a terminar en la economía financiera, para que no caiga el precio de las acciones de las empresas cotizadas y para que la rueda especulativa no se detenga… y la desigualdad de la riqueza en el mundo siga su inexorable aumento hasta llegar al «agujero negro» en el que un minúsculo núcleo de personas tenga todo el capital y todo el poder (por ahora el 1% de la humanidad posee el 82% de la riqueza total).

Seamos prácticos, si queremos que ese dinero vaya a la economía real, a ayudar a las personas, a eliminar la pobreza, a garantizar el estado del bienestar, a la instauración de una Renta Básica Individual, Incondicional y Universal debemos coordinarnos y actuar desde la sociedad civil.

Nos dicen que no hay dinero para gastar, que los presupuestos son limitados, que hay un límite de gasto que no se puede sobrepasar… Esto es un «blablablá» porque habla de porcentajes y no de cantidades absolutas, pero de tanto repetirlo nos lo vamos a terminar creyendo. Evidentemente, al igual que en nuestra economía doméstica podremos gastar más si conseguimos aumentar nuestros ingresos (si conseguimos una subida de sueldo ello nos permite gastar más), de la misma manera las administraciones públicas podrán gastar más si consiguen aumentar sus ingresos.

…¿Y como se aumentan los ingresos de una administración?

1.Principalmente aumentando la recaudación (impuestos y tasas) y hacerlo mediante una fiscalidad redistributiva. Casualidad o no este tema está demonizado, el mantra de «no hay que subir los impuestos» se repite desde los partidos políticos de la derecha como si fuera algo malo para la gente cuando en realidad lo que pretende es mantener los privilegios empresariales y de las personas con altos ingresos y patrimonios.

2.Atacando seriamente el fraude fiscal, es decir impuestos que no se pagan, impuestos que se perdonan (amnistía y créditos fiscales), estrategias defraudadoras basadas en ingeniería financiera, economía sumergida, mercado negro, estrategias de globalización. Según datos publicados por Oxfam a final de 2019 las empresas del Ibex35, cuya facturación equivale al 47% del PIB español y cuyo resultado de explotación ha crecido desde 2015 el 65%, solo han contribuido en un 75% del tipo legal del Impuesto de Sociedades (25% en el estado español y 24% en Euskadi), además han recibido créditos fiscales por valor de 66.142 millones de euros, más de dos veces y media el importe que recauda el impuesto de sociedades y la mitad de ellas tienen más de 10 sociedades filiales no operativas en paraísos fiscales.

3.Creando Zonas Libres de Paraísos Fiscales (ZLDPF). Los Paraísos Fiscales son estados que dan facilidades para el establecimiento de empresas en su territorio, a las que no exigen garantías de actividad económica en el territorio por lo que se da el caso de que concentran ingentes cantidades de capital prácticamente libre de tributación. Se estima que la inversión total en paraísos fiscales es de 15 billones de dólares, equivalente al 40% de la inversión mundial, inversión que no crea riqueza ni mejora el bienestar de las personas sino todo lo contrario. El desvío de beneficios empresariales hacia paraísos fiscales le cuesta a España el equivalente al 13% de la recaudación del Impuesto sobre Sociedades. Hablamos de pérdidas fiscales por valor 3.250 millones de euros defraudados por 13.000 millones de euros que las empresas desvían hacia paraísos fiscales en lugar de tributar en nuestro país, según información del FMI mencionada en el siguiente informe de Oxfam (https://labur.eus/1Py33)

Por tanto, debemos trabajar desde las ONG y la sociedad civil para conseguir que las diferentes administraciones vascas competentes en el tema de fiscalidad (Gobierno Vasco, Diputaciones Forales y Ayuntamientos) legislen y promocionen una fiscalidad más justa mediante las siguientes acciones:

1.Establecimiento de medidas fiscales redistributivas, que graven más el IRPF de los tramos más altos, los grandes patrimonios y el impuesto de sociedades y eliminen las exenciones y créditos fiscales a las empresas, de forma que la presión fiscal se equipare a la europea. Como información digamos que España fue el octavo país con menor presión fiscal de los diecinueve de la eurozona en 2018, con un 35,4% del PIB, más de seis puntos por debajo de la media de la eurozona 41,7%, Alemania 41,5%, Italia 42%, Finlandia 42,4%, Austria 42,8%, Suecia 44,4%, Dinamarca 45,9%, Bélgica 47,2% y Francia 48,2%.

2.Fraude Fiscal: exigir a las empresas que quieran contratar con las administraciones publicas una declaración de su facturación en Euskadi y los impuestos que han pagado por ellos (incluyendo datos de las filiales y también de la empresa matriz).

3.Zona Libre de Paraísos Fiscales ZLDPF: conseguir que todas las administraciones públicas vascas se declaren ZLDPF y solo contraten con empresas que demuestren no tener filiales no operativas en paraísos fiscales. Por la acción de diversas ONG en 2019 tan solo se ha conseguido un único ayuntamiento que ha firmado el compromiso y se ha declarado ZLDPF, el ayuntamiento de Irun (Gipuzkoa).

El próximo día 3 de abril se celebra el Día Mundial de Acción contra los Paraísos Fiscales y desde mi ONG invitamos a la ciudadanía que apoyen la campaña ZLDPF, una iniciativa para conseguir una fiscalidad justa a través de la presión ciudadana, con el objetivo de que los ayuntamientos contraten empresas que no están vinculadas con paraísos fiscales a la que ya se han adherido 90 ayuntamientos en todo el estado español. Si desean adherirse a esta campaña visiten la web: https://web.oxfamintermon.org/minisites/zonaslibres/

Artículos
Pedro Ibarra
28/05/2020
Fernando Merino
28/05/2020
Iñaki Idigoras Igartua
28/05/2020
Cartas
Gerardo Hernández Zorroza
28/05/2020
Kari Ledesma Villa
27/05/2020
Pedro Mari Usandizaga Añorga | Ondarroa
25/05/2020
Últimos posts
Koldo Campos
27/05/2020
Koldo Campos
18/05/2020
Fito Rodriguez
17/05/2020
Fito Rodriguez
13/05/2020