Urkullu: «Nuestro Estatuto es el único no reformado en 34 años»

El Gobierno de Urkullu ha celebrado en el Palacio Miramar de Donostia su primer Consejo. Para el lehendakari la salida de la crisis será la prioridad y ha anunciado que el proceso para renovar el Estatuto de Gernika se elaborará en el Parlamento de Gasteiz a través de una ponencia.

Ramón Sola|Donostia|2013/08/30|6 iruzkin
2013_08_30_lhk_consejo_gobierno_029
Iñigo Urkullu saluda a sus consejeros antes del inicio de la sesión. (IREKIA)

Tras el primer Consejo de Gobierno del curso, el lehendakari, Iñigo Urkullu, ha fijado como prioridad la salida de la crisis y el logro de acuerdos con partidos e instituciones, pero ha añadido también que es hora de abrir un proceso para renovar el Estatuto de Gernika.

En este punto, ha hecho énfasis en que el marco de autogobierno de la CAV es el único estatuto que no ha sufrido retoque alguno «en 34 años». Urkullu se limita a desplazar esta cuestión al Parlamento de Gasteiz, donde se creará una ponencia, sin tomar la iniciativa como hizo en su día Juan José Ibarretxe. Tampoco prejuzga el resultado, solo invita al debate sobre la cuestión. Sí entiende Urkullu que el resultado debería ser «una nueva relación con el Estado y la Unión Europea», pero sin más concreción. A preguntas de un periodista, ha declinado apoyar expresamente la cadena humana convocada en la Diada en favor de la independencia.

Sobre la cuestión de la pacificación tampoco ha aportado novedad alguna, más allá de declararse abierto a cualquier aportación y acuerdo sobre su Plan de Paz y Convivencia. Ha restado importancia a los cruces de afirmaciones sobre un eventual desarme de ETA, pero ha hecho hincapié en que cree que la sociedad vasca lo demanda como movimiento principal y que este debería estar acompasado por otros como «humanizar la política penitenciaria». Por su parte, ha dicho que «no voy a estar quieto» en esta materia, pero sin concretar ninguna iniciativa. Como objetivo básico ha fijado el concepto de fomentar la «convivencia», y ha insistido en rechazar la impresión de que no hay avances, argumentando que la situación es muy diferente a la de hace dos años.

En el resto de cuestiones, Urkullu ha dicho esperar que en este otoño se produzcan acuerdos después de que la primavera fuera un periodo de «siembra» por sus reuniones con los diputados general y con los partidos. También ha confirmado que el 15 de julio se entrevistó con Mariano Rajoy. El lehendakari ha dado a entender que esta cita sirvió para que mejoraran las expectativas de un acuerdo sobre el déficit y el Cupo. Ve cerca un acuerdo sobre fiscalidad con el PSE y cree que debiera facilitar un pacto presupuestario posterior. Espera que 2013 sea el peor año de la crisis, pero vaticina que la salida «nos la tendremos que ganar».

ERLAZIONATUTAKO ALBISTEAK