Al menos once muertos en el asalto al Ministerio afgano de Comunicación en Kabul

Un grupo de hombres armados ha lanzado un ataque contra el Ministerio de Comunicación de Afganistán, en el centro de Kabul. Al menos once personas han muerto, entre ellas los cuatro atacantes.

NAIZ|2019/04/20 13:20
20190420_afganistan
Fuerzas de seguridad afganas, junto al Ministerio de Comunicación. (AFP)

Al menos siete personas han muerto –cuatro civiles y tres policías– y otras ocho han resultado heridas en el asalto perpetrado este sábado por un grupo armado el Ministerio de  Comunicación y Tecnologías de la Información en Kabul. El asalto comenzó a las 11.40 con la detonación de un coche bomba con un kamikaze al volante. Otros tres asaltantes han abierto entonces fuego y se han atrincherado en el edificio. el Ministerio del Interior ha enviado una unidad de respuesta para hacer frente al ataque, que ha durado cerca de seis horas.

«Todos los kamikazes han muerto y se ha rescatado a más de 2.000 empleados», ha afirmado el Ministerio al informar del fin del asalto.

Los asaltantes, que utilizaban uniformes de la Policía, han comenzado el ataque desde un templo cercanoa a la sede del Ministerio de Comunicación, un edificio de 18 pisos, uno de los más altos de Kabul, situado en una zona comercial del centro de la ciudad, a dos kilómetros de la «zona verde», la más protegida de la capital.

La Policía evacuó a los empleados y a los niños de una guardería que se ubica en el edificio nada más comenzar el ataque. El canal local Tolo News ha mostrado imágenes de varios individuos, presumiblemente trabajadores, abandonando uno de los edificios del Ministerio por las ventanas, después de que las fuerzas de seguridad habilitaran una escalera metálica hasta la calle

El asalto pone fin a un periodo de calma relativa durante varias semanas en Kabul, tras el anuncio de los talibanes del comienzo de su campaña de primavera. Además, se produce al día siguiente de la suspensión, sine die y en el último momento, de un encuentro entre talibanes y representantes del Gobierno afgano, inicialmente previsto para este fin de semana en Qatar, cuyo Gobierno rechazó la lista de 250 participantes sugerida por el Gobierno afgano.

Sin embargo, los talibanes se desmarcaron del asalto y su portavoz, Zabihulla Mujahid, afirmó que no tienen «nada que ver».