María Valiente
Juntera de Elkarrekin Podemos

En la pasada legislatura María Valiente representó a Elkarrekin Podemos la primera vez que la coalición morada se sentó en las Juntas Generales de Gipuzkoa. Fue candidata a diputada general en las elecciones de mayo y, aunque no consiguiera el objetivo, sigue en la retaguardia de Miramon. Le gusta leer y peca de hablar demasiado rápido.

«Mi héroe es Pablo Iglesias»
Martin Garitano|2019/07/12
Valiente
María Valiente

¿Principal rasgo de su carácter?
Alegre y conciliadora.

¿Qué cualidad aprecia más en un hombre?
Que sepa escuchar.

¿Y en una mujer?
Valentía, porque tenemos mucho por lo que luchar aún.

¿Qué espera de sus amigos?
Honestidad y tenerles cerca cuando lo necesito.

¿Su principal defecto?
Hablar demasiado rápido.

¿Su ocupación favorita?
Leer.

¿Su ideal de felicidad?
Que estén bien los que me rodean y vivir sin problemas acuciantes.

¿Cuál sería su mayor desgracia?
Tener a un ser querido en dependencia severa.

¿Qué le gustaría ser?
Totalmente libre en todos los ámbitos y facetas.

¿En qué país desearía vivir?
En uno en el que realmente se respeten los derechos humanos de todas.

¿Su color favorito?
Rojo.

¿La flor que más le gusta?
Las rosas de todos los colores y con perfume.

¿El pájaro que prefiere?
El águila, por todo lo que simboliza.

¿Sus autores favoritos en prosa?
Dolores Redondo y Noelia Lorenzo Pino.

¿Sus poetas?
Bécquer y Jesús Rodriguez.

¿Un héroe de ficción?
El Principito.

¿Una heroína?
Mafalda, la niña más feminista.

¿Su compositor favorito?
Vivaldi.

¿Su pintor preferido?
Los impresionistas; Monet, Cézanne, Van Gogh…

¿Su héroe de la vida real?
Pablo Iglesias.

¿Su nombre favorito?
Los de mis hijas, Irene y Tania.

¿Qué hábito ajeno no soporta?
Tics que produzcan ruido.

¿Qué es lo que más detesta?
La soberbia.

¿Una figura histórica que le produzca mal cuerpo?
Franco.

¿Un hecho de armas que admire?
Ninguno porque abogo por un mundo en paz.

¿Qué don de la naturaleza desearía poseer?
La capacidad de volar.

¿Cómo le gustaría morir?
Sin dolor.

¿Cuál es el estado más típico de su ánimo?
Alegre.

¿Qué defectos le inspiran más indulgencia?
La timidez y la ignorancia.

¿Cuáles han sido sus quince minutos de gloria?
No he sentido nunca la necesidad de buscar minutos de gloria y tampoco he sentido haberlos tenido.