Sadar Bizirik homenajea a los familiares de jugadores y dirigentes rojillos represaliados en el 36

Pese al frío, varios centenares de personas se han dado cita en el acto celebrado en la Plaza de los Burgos iruindarra.

Natxo MATXIN|Iruñea|2019/11/03
Sadarbizirik
Familiares de los jugadores y dirigentes rojillos represaliados han recibido el homenaje de Sadar Bizirik (Jagoba MANTEROLA/FOKU)

Coincidiendo con la celebración del Día del Osasunista, Sadar Bizirik ha realizado un sentido homenaje a los familiares de Andrés Jaso, Natalio Cayuela, Fortunato Agirre, Ramón Bengaray y Eladio Zilbeti, jugadores y dirigentes del club rojillo, que fueron represaliados con motivo del golpe de estado franquista de 1936.

El acto se ha llevado a cabo en la Plaza de los Burgos iruindarra, donde se han concentrado varios centenares de personas para honrar su memoria y no permitir que caiga en el olvido el papel que jugaron en la formación y primeros años de la entidad osasunista.

Sus familiares han recibido varios ramos de flores por parte del colectivo de aficionados rojillos, así como de Iraultza1921, además de rendirles honores con un emotivo aurresku, que ha tenido su continuidad con varias dantzas a cargo de Iruña Dantza Taldea.

Antes de dicho homenaje, Sadar Bizirik ha leído un comunicado en el que ha destacado cómo estos pioneros eligieron el nombre de Osasuna, «no por casualidad, sino porque eran euskaltzales, de ideas progresistas e innovadoras para su época, que pretendían celebrar una fiesta de los pueblos. Así era entonces el fútbol, algo que intentamos mantener como espíritu primigenio también hoy día, a pesar de la invasión del dinero y el negocio que casi ha pervertido este espíritu original».

Han denunciado que, tras 80 años, «el silencio ha durado demasiado tiempo», algo que resulta «extraño e increíble para mucha gente», si bien, gracias al trabajo de las asociaciones de fusilados y de memoria histórica, así como otras investigaciones, «vamos conociendo estas historias ocultadas».

Además de recordar someramente las biografías de algunas de esas personas represaliadas, Sadar Bizirik ha resaltado que «a nada que se escarbe un poco en ellas, es fácil distinguir un fuerte compromiso social en todos ellos, por la justicia, la igualdad y la libertad». Y también se ha referido a sus familiares, pues «solo ellos saben lo que han sufrido en persona, el dolor por la muerte de sus padres, tíos, abuelos... El silencio impuesto y la incomprensión a nivel social».

Para reparar todo ese cúmulo de injusticias, el colectivo de aficionados rojillos ha reclamado que, coincidiendo con los 100 años de existencia de Osasuna, dichas familias realicen un saque de honor en El Sadar, petición que ha podido escuchar de primera mano el vicepresidente segundo, César Muniain.