Iván Duque accede a mantener un diálogo exclusivo con el Comité de Paro sobre sus demandas

El presidente de Colombia, Iván Duque, ha accedido a mantener un diálogo exclusivo con el Comité de Paro para abordar las demandas recogidas en trece puntos que miles de colombianos han llevado a las calles en doce días de protestas. A la vez, el Gobierno ha pedido al Comité que suspenda el paro del miércoles.

NAIZ|2019/12/02
Colombia-protesta
Manifestación en Medellín, el pasado domingo. (Joaquín SARMIENTO/AFP)

El presidente de Colombia, Iván Duque, ha accedido a mantener un diálogo exclusivo con el Comité del Paro, que transcurrirá en paralelo a «la gran conversación nacional» que propuso en un primer momento para sofocar la ola de protestas contra el Gobierno.

El director del Departamento Administrativo de la Presidencia, Diego Molano, ha informado de que Duque ha accedido a establecer una mesa de negociaciones en la que solo participen el Gobierno y el Comité del Paro para analizar las trece peticiones que han presentado los promotores de las protestas.

Duque había propuesto en un principio una «gran conversación nacional» que incluyera a empresarios y otros agentes políticos y sociales, pero el Comité del Paro lo rechazó negó exigiendo una negociación bilateral y exclusiva.

Molano indicó que, ese foro de diálogo continuará de forma paralela.

Sin embargo, este acercamiento podría verse truncado por una serie de tuits de la ministra de Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, en los que acusaba a los manifestantes de intentar «derrocar al Gobierno» convocando una huelga basada en «mentiras».

Colombia suma ya doce días de protestas protagonizadas por sindicatos, estudiantes, indígenas y otras organizaciones sociales en las que se han producido ya cuatro muertos y decenas de heridos.

Las principales demandas son mejoras sociales, así como mayor seguridad en los territorios afectados por el conflicto armado, el cumplimiento de los acuerdos de paz con las FARC y que el Gobierno retome el diálogo de paz con la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN). 

También reclaman la disolución del Esmad, el cuerpo espcial antidisturbios de la Policía, causante de la muerte del joven Dilan Cruz en una de las movilizaciones.

A la vez que anunciaba la aceptación del diálogo con el Comité de Paro, el Gobierno le pidió que cancele la jornada de protesta convocada el miércoles para que «el país inicie una época navideña tranquila».