La OPEP debate en Viena, en la última reunión con Ecuador, si mantiene o aumenta el recorte

Los países de la OPEP y sus socios petroleros deciden este jueves y viernes en Viena si mantienen su nivel actual de recortes de producción o los aumentan con el objetivo apoyar los precios del barril. Será la última reunión a la que asista Ecuador como socio.

NAIZ|2019/12/05
Opep
El ministro iraní de petróleo, Bijan Namdar Zanganeh, a su llegada a Viena. (Jose KLAMAR / AFP)

Los catorce países miembros de la OPEP se reúnen este jueves en Viena para fijar el nivel de su oferta conjunta de crudo en la primera mitad de 2020, antes de abordar el mismo tema el viernes con Rusia, México y otros ocho productores independientes aliados.

Desde hace un año, los 14 miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus diez socios, entre ellos Rusia, mantienen su compromiso de recortar la producción en 1,2 millones de barriles diarios (mbd) en relación al nivel de octubre de 2018. El acuerdo se mantendrá hasta marzo de 2020, pero esta semana deberán decidir si se renueva

La apertura de la 177 conferencia ministerial de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), la segunda del año, está convocada para las 15.00 hora local (14.00 gmt).

Previamente, en la sede de la organización sesionará un comité interno encargado de vigilar el cumplimiento de los acuerdos alcanzados por la llamada OPEP+ (OPEP y aliados), alianza forjada en 2016 para recuperar el precio del barril del descalabro que había sufrido por una oferta excesiva.

El grupo de 24 países ha logrado parcialmente ese objetivo a costa de mantener limitadas sus extracciones y ceder participación de mercado frente a otros productores, como Estados Unidos, Brasil, Canadá o Noruega, que han incrementado su bombeo.

El último recorte de la OPEP+, pactado hace un año y vigente hasta el 30 de marzo de 2020, supuso la retirada del mercado de 1,2 millones de barriles diarios (mbd) de crudo, cerca del 1,2% del total de la oferta mundial de esta materia prima.

Algunos socios, como Irak, consideran que esa reducción demostró ser «insuficiente» porque el consumo energético del planeta ha sido menor del esperado inicialmente.

Por otro lado, se prevé un importante incremento de la oferta rival, sobre todo del petróleo de esquisto en EEUU.

Ante esta situación, los mercados esperan que la OPEP+ extienda la validez de la reducción vigente al menos hasta fines de junio, o incluso pacte un recorte más profundo.

Adiós de Ecuador

Ecuador participa en Viena en sus últimas reuniones como miembro de la OPEP tras su anuncio de que abandonará el cártel petrolero en 2020, una decisión con la que recuperará la libertad de aumentar su producción para intentar mejorar su delicada situación fiscal.

El país, que anunció en octubre su salida oficial el 1 de enero de 2020, es el miembro más pequeño del cártel, con una producción que entre enero y agosto de 2019 fue de 534.000 barriles diarios, la mayor parte destinada a la exportación.

Se trata de la segunda vez que Ecuador sale de la OPEP, en la que estuvo entre 1973 y 1992 y a la que regresó en 2007.

«Como país, necesitamos producir más e incrementar nuestra producción hidrocarburífera en beneficio de los ecuatorianos», dijo en noviembre Juan Carlos Bermeo, el nuevo viceministro de Hidrocarburos.

Frente a la compleja situación fiscal, «el estado necesita recursos con urgencia, tiene una brecha por solucionar de alrededor del 5% del PIB», ha explicado a AFP el analista económico Alberto Acosta-Burneo, editor de Análisis Semanal.

«Y los ingresos petroleros son una fuente interesante y relativamente rápida para poder aumentar los ingresos petroleros y suavizar el costo del ajuste», asegura.