Colectivos sociales piden en Bilbo un sistema de protección «fuerte» para erradicar la pobreza

Colectivos sociales se han manifestado este viernes por las calles de Bilbo para reclamar un «sistema de protección fuerte» que permita hacer frente a la pobreza. Por ello, han reclamado a las instituciones que se tomen medidas para evitar la exclusión social en la CAV.

NAIZ|2020/10/16
Pobreza_bilbo
Cabeza de la movilización celebrada en Bilbo. (Marisol RAMIREZ/FOKU)

Con la adhesión de los sindicatos CCOO, UGT, LSB-USO, Steilas, ESK y CGT-LKN, así como la Federación de Asociaciones Vecinales de Bilbo y entidades del Tercer Sector, los participantes en la marcha han arrancado pasadas las 11.0o de la plaza Elíptica para finalizar frente a la delegación del Gobierno de Lakua, en Gran Vía.

En el contexto del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza, y tras una pancarta en la que se podía leer 'Pobreziarik ez', una veintena de organizaciones sociales, sindicales, vecinales o del Tercer Sector han alertado así del agravamiento de la pobreza tras la crisis del coronavirus.

Tasas «preocupantes»

En este sentido, han advertido de que las tasas de pobreza y exclusión social ya eran antes de la pandemia «preocupantes», pero ahora «se han acrecentado con especial impacto en la vida de niños, adolescentes y familias vulnerables».

Han expuesto que, según los datos de la última Encuesta de Pobreza y Desigualdades Sociales de Euskadi (EPDS 2018), las mujeres recogían el 55% de los casos de pobreza real o que las familias monoparentales encabezadas por mujeres recogían un 30% de la pobreza.

Así, han recordado que en ese informe se incidía en que 172.307 personas (el 8% de la población) vivían ya en riesgo de pobreza, al disponer de menos de 541,27 euros al mes para vivir). Además, 484.571 personas (el 22,4% de la población) vivía en situación de riesgo de ausencia de bienestar, ya que viven con menos de 811,90 euros al mes, y 2.000 personas no tenían hogar.

Además, han subrayado, la crisis provocada por la covid-19 «está impactando de manera negativa en la vida de las niñas, niños, adolescentes y familias, sobre todo en aquellas de mayor vulnerabilidad, por lo que urge responder también con estrategias basadas en derechos de infancia». Han añadido que la actual situación de pandemia augura un incremento en los niveles de pobreza y desigualdades sociales, «superando, probablemente, los de la crisis del 2008».

«Las redes, movimientos sociales sindicatos y organizaciones firmantes pensamos que acabar con la pobreza en Euskadi es una opción política. Por ello, instamos a las instituciones vascas y partidos políticos a que se pongan de acuerdo, nos representen a toda la ciudadanía y emprendan acciones políticas y reformas encaminadas a garantizar el acceso a los servicios esenciales a todos, el fortalecimiento del sistema de protección y el fin de la pobreza y la exclusión social en nuestro territorio», han reclamado.

ERLAZIONATUTAKO ALBISTEAK