0 iruzkin

La fuerza de las imágenes


Todas las mañanas en Info7 irratia

Yo no estoy seguro de que cualquier imagen valga más que mil palabras. A fin de cuentas lo mio son las palabras y no la fotografía o el cine, pero reconozco que hay ocasiones en las que la máxima parece indiscutible.

Las imágenes que pudimos ver ayer, con cientos de policías españoles despedidos en sus acuartelamientos como héroes camino del martirio para defender la patria en territorio hostil lo dicen todo.

Así despedían los falangistas a los voluntarios de la División Azul de Muñoz Grandes, camino de Moscú.

Hay, no obstante, diferencias. A los voluntarios falangistas les esperaba el frío de la estepa, la nieve y un ejército rojo que no estaba por la labor de rendirse ante Hitler y Franco, y a los maderos de Rajoy les espera el crucero de Piolín y el clima plácido del Mediterráneo.

Tampoco se enfrentarán con fuerza armada, o sea que no hay mucha épica.

Pero como proclama Carod Rovira en un artículo digno de conservarse, “cuando un pueblo ha perdido el miedo, es ya un pueblo en marcha y a un pueblo así no hay quien lo pare”.

Será digna de ver la imagen cuando vuelvan a sus cuarteles, cautivos y derrotados por cánticos y votos.

/