2017/10/11

Urkullu pide que la oportunidad sea «aprovechada con responsabilidad»
R.S.|GASTEIZ
1011_eg_unzalu

La posición del lehendakari de la CAV, Iñigo Urkullu, desde un mes antes del referéndum había consistido en reiterar que hasta el último minuto había que intentar un diálogo entre las dos partes. La celebración del 1-O (que Urkullu parecía no prever cuando habló de falta de garantías) y la posterior escalada de tensión dejó sin credibilidad este discurso. Así que el impasse abierto ayer tarde por la declaración de Puigdemont constituyó una buena noticia para el responsable de Ajuria Enea, que rápidamente salió a la palestra para emplazar a que se aproveche esta nueva oportunidad.

«El presidente Puigdemont y su Gobierno han abierto un tiempo para dar la oportunidad al diálogo con el Estado español. Deseamos que esta oportunidad sea aprovechada, con responsabilidad, para encontrar una solución política a un problema de naturaleza política», dijo en una declaración de urgencia.

En días anteriores, Urkullu ha sido uno de los que se ha postulado para cualquier labor de mediación entre la parte catalana y la española. «No me quedo sentado», ha dicho el lehendakari.

Por contra, desde EH Bildu se le ha instado a abandonar esa equidistancia y alinearse con la posición de la Generalitat frente a los vetos del Estado español. El mandatario de Ajuria Enea pareció empezar a ponerse del lado catalán tras la violencia policial aplicada el 1 de octubre, pero posteriormente volvió a ubicarse en esa equidistancia.

También Elkarrekin Podemos sintió fortalecida su posición tras el desenlace del pleno del Parlament. La secretaria general de Podemos Euskadi, Nagua Alba, destacó que «las puertas del diálogo se han abierto un poco» en Catalunya y esperó que el Gobierno del PP «sea responsable».

Alba se pronunció de este modo en las redes sociales tras la declaración de Carles Puigdemont: «No hay DUI», saludó antes que nada. Luego se dirigió al Ejecutivo de Mariano Rajoy para reclamarle esa responsabilidad.

EH Bildu no opinó como formación, pero su coordinador general, Arnaldo Otegi, tuiteó mensajes como «confianza y apoyo» y el conocido «siempre con Catalunya».

EH Bildu pide cesar a un alto cargo de Lakua tras demandar el artículo 155

El director de Gabinete y Comunicación del Departamento de Turismo, Comercio y Consumo, Andoni Unzalu, defendió ayer en una tertulia de Euskadi Irratia la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Catalunya y tildó de inevitable la detención de Puigdemont «si sigue así». Es la primera vez que un alto cargo del Gobierno de Iñigo Urkullu se expresa públicamente en estos términos. EH Bildu reclamó horas después que sea cesado.

Unzalu es un habitual de las tertulias y sus posiciones son sabidas, pero desde el pasado 20 de setiembre es además director de gabinete de Turismo. I. IRIONDO

A la espera de planes concretos en la comunidad internacional

La apelación directa al diálogo por parte de Carles Puigdemont, mantiene el foco en la comunidad internacional, de quien cabría esperar nuevas propuestas para desencallar el conflicto. Por el momento, la postura del Ejecutivo español se mantuvo en el bloqueo a cualquier negociación, con lo que será decisiva la implicación de pesos fuertes a escala internacional para forzar un cambio.

Puigdemont hizo referencia a la existencia de diferentes ofertas para mediar en la cuestión catalana aunque durante los últimos días solo ha trascendido la propuesta de Suiza. Entre las reacciones de ayer, la mayoría se mantuvieron en el terreno de la prudencia. El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, instó al president a no anunciar una declaración unilateral de independencia que podría imposibilitar el diálogo entre ambas partes. No concretó, sin embargo, su postura ante la demanda expresa por parte del Govern. Quien sí se pronunció fue el secretario general del Consejo de Europa, Thorbjorn Jagland, quien rechazó «la idea de una mediación internacional». «El conflicto de Cataluña debe resolverse en torno a la Constitución existente o enmendándola», sostuvo. Indefinición también en el Gobierno Trump. La portavoz de la Casa Blanca aseguró que Washington está dispuesto a mantener conversaciones con el Gobierno de Rajoy, aunque no aclaró en qué consistirían esos contactos y tampoco respaldó la posibilidad de una mediación internacional o un mayor diálogo entre las partes.GARA