2018/11/09

Ugaitz Errazkin y Manu Azkarate vuelven a casa tras recuperar la libertad

El Supremo ha aceptado la petición de la defensa de Manu Azkarate de que le fuera aplicado el Código Penal de 1995, más favorable para el preso, y anoche recuperó su libertad. Antes fue excarcelado Errazkin, absuelto por la Audiencia Nacional, donde había sido juzgado.

GARA|GASTEIZ

PRESO ENFERMO


Manu Azkarate ha estado preso pese a padecer un cavernoma de la vena porta con grave riesgo de hemorragias digestivas y de complicaciones severas circulatorias.

Manu Azkarate y Ugaitz Errazkin abandonaron ayer las prisiones de Alcalá-Meco y Valdemoro, respectivamente, y libres regresaron a casa.

Azkarate, preso enfermo, ha cumplido condena en Alcalá-Meco desde marzo de 2017. Antes había estado en Soto del Real, desde donde tuvo que ser trasladado en dos ocasiones al hospital Gregorio Marañon a causa de una erisipela en la pierna ulcerada.

Según informó NAIZ, el tolosarra estaba condenado en base al Código Penal de 1973, que establece un cumplimiento máximo de penas de 30 años, pero su defensa solicitó que se le aplicara el de 1995, con un tope de cumplimiento en su caso de 20 años, al entender que era el más favorable. La Audiencia Nacional denegó la petición, pero ha sido aceptada por el Supremo, por lo que anoche quedó libre.

Azkarate ha vivido una dura situación en Alcala-Meco. Además de los traslados al centro hospitalario, el pasado mes de julio denunció que su celda quedó inhabitable tras un cacheo. Después fue conducido a otra celda agosto, alertó de la muerte de un preso social de su galería. Un fallecimiento que, a su juicio, pudo deberse a una «negligencia».

Absuelto por la AN

En cuanto a Ugaitz Errazkin, salió libre ayer por la tarde desde la cárcel madrileña de Valdemoro, adonde había sido trasladado desde la prisión de Algeciras para ser juzgado en la Audiencia Nacional.

Errazkin fue detenido en junio de 2012 en la localidad occitana de Albi junto a José Javier Oses, que fue puesto en libertad en verano. Tras cumplir condena en el Estado francés, fue entregado el pasado mes de abril a las autoridades españolas, que le reclamaban por su presunta participación en un atentado contra la sede del PSE en Lazkao en el año 2009. La Fiscalía de la Audiencia Nacional pedía para él 23 años de prisión al acusarle también de «pertenencia a organización terrorista».

Finalmente el tribunal de excepción le ha absuelto y ayer decretó su puesta en libertad. Fue recibido por sus allegados en esa prisión madrileña, donde queda encarcelado Mikel Otegi.

Por otro lado, ayer llegó a la cárcel de Villabona (Asturias) el preso de Iruñea Jesús Mari Gómez Ezkerro, acercado desde Curtis (A Coruña).