2019/05/14

Gloria Rekarte
Expresa
Solo silencio

Los paladines de la libertad siguen muy atentos lo que ocurre en Venezuela; muy preocupados por la suerte de la «operación libertad», que es un nombre estupendo para un golpe de Estado; muy preocupados por unos golpistas que, en cualquier otro lugar, habrían sido inmediatamente encarcelados pero que allí gozan de muy buena salud y situación, y muy ocupados en abogar por una «acción quirúrgica», que es otro nombre estupendo para una intervención militar que llevaría parejo el asesinato de un presidente electo. Pero es que al mundo le preocupa la falta de alimentos, de medicinas, de papel higiénico. Le preocupa tanto Venezuela, que no le queda preocupación suficiente para mirar a Gaza.

Así que no ha podido preocuparse por los 29 muertos que se registraron en tan solo 48 horas, la semana pasada. Ni por los miles y miles (se cifran en 29.000) de palestinos heridos en los últimos 13 meses. Ni por la falta de suministros y de equipos médicos para atenderles; ni por el hambre, ni por los niños de seis y siete años que detienen soldados israelíes armados hasta los dientes, ni por los que mueren en los bombardeos. Solo son palestinos sufriendo y muriendo.

Y al otro lado, no hay nadie que ponga en peligro el orden de siglos sino uno de los grandes en salvaguardarlo. No hay lamentos ni acciones quirúrgicas. Solo silencio.