2019/08/06

La ola de calor dispara las temperaturas en el círculo polar ártico y acelera el deshielo en Groenlandia
GARA|COPENHAGUE

La ola de calor llegada al Ártico tras su paso por Europa ha provocado temperaturas récord y una aceleración del deshielo en Groenlandia, un fenómeno que los expertos relacionan con las oscilaciones climáticas.

La estación del Instituto Meteorológico Danés (DMI) en Summit, en el centro de la capa de hielo permanente, registró los dos primeros días de agosto 2,7 y 4,7 grados, superando el récord de 2012 (2,2 grados).

El casquete glaciar groenlandés perdió el pasado jueves 11.000 millones de toneladas, otra cifra récord, más del doble de la media diaria en la época de deshielo, y el 60% de la superficie de esa capa estaba sometida a un proceso de derretimiento.

Groenlandia ha experimentado desde abril temperaturas superiores a la media, lo que ha provocado que el inicio de la temporada de deshielo, que normalmente se produce a finales de mayo, se haya adelantado un mes, explica John Cappelen, uno de los climatólogos jefe del DMI. En su opinión, atribuir este fenómeno a la crisis climática puede ser apresurado y recuerda que Groenlandia ya ha experimentado situaciones similares. «Unas temperaturas tan altas no son inusuales, ocurre de vez en cuando, se debe a las oscilaciones climáticas», aclara. Añade que aunque aún no se sabe cuándo se acabará la temporada de deshielo, no parece probable que se vaya a prolongar más de lo habitual. Groenlandia tiene una superficie de algo más de 2 millones de kilómetros cuadrados, de los que cerca del 80% están cubiertos permanentemente por el hielo.