2015/11/16

Lakua dedica 161.000 euros a estudios de defensa del fracking

El Gobierno de Lakua ha gastado ya al menos 161.000 euros en informes favorables al fracking encargados al Instituto Orkestra, copatrocinado por el EVE, Repsol y Petronor.

Iñaki IRIONDO|GASTEIZ
1114_eg_fracking

El 19 de junio de 2013 el Ente Vasco de la Energía, dependiente del Gobierno de Lakua, firmó un acuerdo de colaboración con el Instituto Vasco de Competitividad, Orkestra (Fundación Deusto), porque decía estar «interesado en la adquisición de conocimiento, con rigor científico, sobre gas no convencional y los impactos que la exploración de dicho gas (ventajas y desventajas) puede tener en la sociedad, antes de fijar una postura para una posible y futura exploración del recurso».

Para la elaboración de este informe se destinaron inicialmente 50.000 euros (IVA no incluido), a los que después se fueron añadiendo a base de nuevos contratos otros 38.000 euros para un contraste con expertos internacionales y 18.000 euros más para convertir el denso informe inicial en un documento «didáctico» que se pudiera presentar en público. Esta nuevas cantidades también son sin IVA y no contemplan ni los gastos de viaje para contactar con los expertos ni los costes de maquetación y publicación del documento «didáctico».

También se encargó otro estudio relativo a la posible implantación de incentivos fiscales y económicos en la explotación de gas no convencional, con un coste de 18.000 euros, IVA excluido.

Hablamos, por tanto, de 133.000 euros, que con el pago del IVA se convierten en 161.000. Y faltan por contabilizar el resto de gastos.

Encargo no neutral

En principio pudiera parecer que el encargo de un estudio científico sobre las ventajas y desventajas del fracking no tiene nada de criticable. El problema radica en que el informe se encarga a una organización y a una persona cuya posición favorable a la exploración de la existencia de gas no convencional en el subsuelo vasco es ya públicamente conocida.

Cuando el EVE firma su contrato con Orkestra estipula que el estudio «será liderado y dirigido» por la Cátedra de Energía de dicho Instituto. Y al frente de esta cátedra se encuentra Eloy Álvarez Pelegry, quien antes de este encargo ya había dejado claro en público que la explotación de gas no convencional a través de la técnica del fracking «no solo contribuye al autoabastecimiento, sino que también representa una oportunidad clave para la ingeniería y la industria del país».

Álvarez Pelegry, ingeniero de minas, es un hombre ligado a empresas energéticas, incluidas nucleares, que ha tenido altas responsabilidades tanto empresariales como directivas en Unión Fenosa Gas, donde llegó a ser miembro de su Comisión Ejecutiva.

Por otra parte, el Instituto Vasco de Competitividad, Orkestra, de la Fundación Deusto, y la propia Cátedra de Energía, tienen entre sus apoyos, además de al EVE, a Petronor y Repsol, junto a Iberdrola y The Boston Consulting Group.

En el proyecto de presupuesto para 2016 del Gobierno de Urkullu, figuran dos partidas destinadas a Orkestra en las cuentas del Departamento de Desarrollo Económico y Competitividad. Se trata de una subvención de 675.000 euros y una transferencia a fundaciones de 275.000 euros. 950.000 euros en total.

Un informe positivo

Lo llamativo es que el informe elaborado por Eloy Álvarez Pelegry y Claudia Suárez Díez es un estudio muy denso sobre los aspectos estratégicos, técnicos, medioambientales y regulatorios de la exploración del gas no convencional, pero sin una adaptación concreta al terreno en el que el Gobierno de Lakua, a través de la Sociedad de Hidrocarburos de Euskadi (SESHA) pretende hacer sus exploraciones. Es un compendio de conocimiento sobre el fracking, con mucha dedicación a lo que ocurre en Estados Unidos, pero que no entra en detalles sobre la exploración en el ámbito de la Comunidad Autónoma Vasca.

Por supuesto, el informe es favorable a la exploración del fracking, aconsejando que se consideren los efectos positivos que el desarrollo de un recurso autóctono como el gas no convencional podría tener al reducir las importaciones, generar empleo y ventajas de competitividad territorial, además de los efectos inducidos en la industria de bienes de equipo y servicios involucrados.

En cuanto a las afecciones medioambientales, se señala que toda actividad humana conlleva riesgos y que la normativa, las prácticas responsables y el uso de técnicas adecuadas, son elementos importantes que contribuyen a disminuir el impacto ambiental.

50.000


euros (IVA excluido) firmados el 19 de junio de 2013 para un Informe/Estudio sobre el Gas No Convencional liderado y dirigido por la Cátedra de Energía de Orkestra.

38.000


euros, (impuestos indirectos y gastos de viaje no incluidos) firmados el 1 de julio de 2014 para que expertos internacionales revisen el informe y revisen el trabajo.

27.000


euros, (impuestos indirectos no incluidos) firmados también el 1 de julio de 2014, esta vez para hacer «un documento de carácter didáctico», en inglés y castellano, para la comunicación pública con el informe inicial.

18.000


euros, (impuestos indirectos no incluidos), firmados el 16 de junio de 2014 para un estudio sobre posibles incentivos en la exploración y explotación de hidrocarburos .