NAIZ

Piden 18 años de cárcel para un acusado de violar, retener y maltratar a su exnovia en Gipuzkoa

La Fiscalía pide una pena de prisión de 18 años y un mes de cárcel para un hombre al que se acusa de violar, maltratar, amenazar de muerte y retener en contra de su voluntad a su exnovia en un piso de Gipuzkoa.

Una concentración en contra de una agresión machista en Andoain. (Iñigo URIZ/FOKU)
Concentración en contra de una agresión machista en Andoain. (Iñigo URIZ/FOKU)

La Fiscalía reclama 18 años y un mes de cárcel para un hombre al que se le acusa haber violado, maltratado física y sicológicamente, amenazado de muerte y retener en contra de su voluntad a su exnovia en un piso de Gipuzkoa. La víctima consiguió huir dos días después de ser encerrada en el piso.

Los hechos tuvieron lugar el pasado 13 de agosto de 2020, en la casa del acusado, que convivía con su abuela y dond la víctima había acudido para pernoctar.

Sin embargo, la acusación particular, que solicita 21 años de prisión, sostiene que sobre las 22.00 de la noche el acusado agarró «con fuerza» a la víctima de las muñecas y el cuello «con intención de satisfacer sus deseos sexuales». Así, la acusación manifiesta que a continuación el acusado violó a la víctima mientras la mantenía inmovilizada. Mientras tanto, el hombre le «tapaba la boca» a su víctima impidiéndole pedir ayuda mientras amenazaba con matarla y después suicidarse.

Según relata la acusación, un día más tarde, todavía en la vivienda y en el contexto de una discusión que se alargó «toda la noche», el hombre empujó a la chica «con la intención de quebrantar su integridad física» de manera que la víctima se golpeó fuertemente contra la cama y un radiador.

El abogado de la demandante prosigue la narración de los hechos acusando al imputado de haberla atado a continuación con la intención de «amedrentarla», amenazarla de muerte con un cuchillo, y agredirla físicamente. Finalmente, la víctima «consiguió salir del domicilio del acusado» el día 15 de agosto, con hematomas que tardaron en curarse doce días.

Además de la pena mencionada anteriormente, la Fiscalía solicita una indemnización de 3.379 euros para la víctima y que el procesado no pueda acercarse ni comunicarse con ella durante once años.