Ayudas por 3,4 millones de euros a la organización de cursos dirigidos a desempleados

El BON ha publicado una convocatoria de ayudas para financiar la formación dirigida prioritariamente a personas desempleadas. Por un lado, reforzará con 914.961 euros la oferta de cursos de 2017 y por otro lado, destina 2,52 millones para acciones que se desarrollarán en 2018.

Naiz|2017/06/19 12:01
Agenciaempleoa
Oficina del Servicio Navarro de Empleo. (GOBIERNO DE NAFARROA)

Por segundo año consecutivo, el SNE-NL adelanta la publicación de las bases, de manera que los cursos de 2018 puedan comenzar a partir del 2 de enero.

Podrán acceder a estas ayudas entidades de formación, públicas o privadas registradas para poder impartir formación para el empleo, incluidos los Centros Integrados de Formación Profesional de titularidad privada. El plazo de presentación de solicitudes acaba el 10 de julio.

En la primera convocatoria de ayudas de 2017 se ofertaron 1.500 plazas en 101 cursos (46 fuera de Iruñerria), 2,5 millones. A esta cantidad se suman los 915.000 euros de esta convocatoria.

En 2016 se programaron 177 cursos (26 fuera de Iruñea) con 2.655 plazas, por un total de tres millones de euros (1.215.300 en la primera convocatoria 2016 y 1.784.700 para el segundo semestre de 2016, en la convocatoria plurianual 2016/17).

Simplificación, contratación, inserción y grado de ejecución
La convocatoria incluye cuatro destacadas novedades, una de ellas, relativa a la gestión: simplificación. Al igual que se incluyó en la última convocatoria de ayudas para cursos a personas ocupadas, la justificación de la subvención se realizará mediante la acreditación por módulos. Esto es, la ayuda dependerá de la familia profesional de la acción formativa y el nivel de cualificación, y se abonará por participante y hora de formación. Oscilará entre los 5,6 y los 8,97 euros/hora.

Otras novedades están orientadas a avanzar en la empleabilidad de las personas desempleadas.
En concreto, cerca de un 19% de la puntuación máxima valorará el compromiso de contratación del alumnado durante o tras la acción formativa, dependiendo del tipo de jornada o si el contrato es temporal o indefinido. El contrato se efectuará en centros de trabajo radicados en el herrialde y en ocupaciones relacionadas con la actividad formativa.

Otro 19% aproximado estará vinculado al índice de inserción laboral neta del alumnado que haya asistido a formación de la entidad en el último ejercicio. Se tendrá en cuenta la contratación vinculada a ocupaciones relacionadas con las especialidades formativas que haya impartido el centro o entidad de formación, o la inserción producida mediante autoempleo, en los seis meses siguientes a la finalización de cada acción formativa y durante al menos un mes.

Además, con un peso del 12,5% se valorará el grado de ejecución de los cursos subvencionados en el ejercicio anterior. Además, la no ejecución, total o parcialmente (a partir del 10%), podrá dar lugar a penalizaciones que oscilarán entre el 20 y el 40% del baremo de futuras convocatorias.

Como en anteriores ocasiones, también se valoran cuestiones como la experiencia y especialización de la entidad formativa, la eficiencia económica y la valoración del alumnado en las encuestas que hace el SNE-NL.