0 iruzkin

Esto tampoco es una inocentada

Martxelo Díaz

Aclaraba Iñaki Iriondo en la edición de papel de hoy de GARA que la información sobre la petición de Antonio Basagoiti de que Iñigo Urkullu dejase de vivir en Ajuria Enea no era una inocentada.

Tampoco es una inocentada, o eso creo, la información de un diario local que señala que la consejera navarra de Salud, Marta Vera, se ha lesionado el menisco jugando al pádel y ha sido operada en una clínica privada.

Hacer deporte puede ser saludable, pero en esta época de recortes el pádel tiene mala prensa. Es imaginarnos a José María Aznar con pantalón corto en una pista para odiar ese deporte.

Si a esto le añadimos que Vera es una defensora del desmantelamiento del sistema sanitario público, la cosa aumenta en interés. La misma Vera que vino a Salud desde la Cámara de Comercio, que defiende con uñas y dientes la privatización de las cocinas hospitalarias, la centralización de los laboratorios y la supresión de la financiación del Autobús de la Vida y que, para pasmo de las parlamentarias de la oposición, dice y repite que los inmigrantes sin papeles están siendo atendidos en Osasunbidea a pesar de las denuncias de las ONG coge y se opera en una clínica privada. Y luego dirán que defienden la sanidad pública. Casi era mejor que fuera una inocentada.