Xabi Alonso alineará ante el Oviedo a Nais, Turrientes y Lobete si no juegan con la Real

El técnico del Sanse cuenta además con todos los jugadores que empataron con la Ponferradina menos Andoni Zubiaurre para recibir el domingo en Anoeta a un rival entrenado por Kuko Ziganda del que ha destacado su solidez defensiva.

Julen Lobete, en el último partido del Sanse en Ipurua contra la Ponferradina. (Jon URBE/FOKU)
Julen Lobete, en el último partido del Sanse en Ipurua contra la Ponferradina. (Jon URBE/FOKU)

Xabi Alonso hará valer la ventaja que para el Sanse tiene jugar este domingo en Anoeta contra el Oviedo (18:15) el día después del partido del primer equipo con el Mallorca y ha confirmado en su rueda de prensa que alineará a Turrientes, Lobete y Nais Djouahra si Imanol no los utiliza. También puede contar con ellos aunque jueguen unos minutos.

El técnico tolosarra ha confirmado que «esperaremos hasta lo que pueda suceder con el primer equipo. Esto nos da margen para que Lobete, Nais y Turrientes puedan jugar. Hasta que no acabe el partido no habrá decisión. Además recuperamos a la gente que estuvo en Eibar y la única baja será la de Andoni Zubiaurre por el hombro. Todos los demás siguen bien con ganas de jugar un partido que tiene condicionantes para que estemos motivados».

Xabi Alonso ha comentado que la visita del Oviedo «es un partido de verdad. Jugamos en Anoeta con un rival histórico al que hemos visto desde pequeños en Primera y que lleva años en Segunda. Siempre tiene un encanto especial, es otra oportunidad bonita de disfrutar, de seguir peleando. Nuestro objetivo es ser competitivos con las cosas que nos pasen y los jugadores y el equipo están dando pasos hacia adelante. Siempre estamos metidos en los partidos, es fundamental para nosotros».

Ha destacado la solidez del Oviedo entrenado por Kuko Ziganda, el equipo menos goleado de Segunda con siete goles en nueve jornadas, tres en las siete últimas, con seis empates y una sola derrota: «Es un equipo al que es muy difícil encontrarle fisuras. Juegan con dos líneas de cuatro y dos puntas que trabajan mucho y es complicado para los rivales encontrar espacios y por eso es un equipo sólido, muy competitivo y muy rocoso. Ningún equipo ha estado cómodo con ellos. Contra el Sporting jugaron un derbi muy intenso y va a ser un rival muy duro para nosotros, que nos va a exigir hacer muchas cosas bien».

Tres partidos en ocho días

El Sanse inicia una semana de tres partidos, el jueves visita al Almería y el domingo al Amorebieta, pero Xabi Alonso ha dejado claro que ahora solo piensa en el primero: «Va a ser una semana exigente, pero hasta el jueves en Almería tenemos tiempo y solo estamos concentrados en el Oviedo».

Tampoco le preocupa hacer cambios por la respuesta de toda la plantilla: «Estaba claro que por las circunstancias todos tienen que estar preparados, todos van a tener sus oportunidades porque las circunstancias las generan. Jugadores que no jugaron los tres primeros partidos ahora juegan más. Los chavales se entrenan muy bien, están muy preparados. Está habiendo mucha rotación y todos están respondiendo bien».

Ha destacado la importancia de que jugadores como Alkain, autor de cuatro goles en los últimos cinco partidos, aporten y de volver a mantener la portería imbatida tras empezar con casi 360 minutos sin encajar gol: «Debemos repartir responsabilidades, no solo el delantero tiene que tener hambre de marcar, la deben sentir todos los jugadores. Si tenemos más jugadores tendremos más oportunidades de que los goles lleguen y debemos intentar no encajar goles. Llevamos bastantes partidos sin conseguirlo y es un paso importante para ganar».

Luca Sangalli, que se enfrenta este domingo a su hermano Marco, jugador del Oviedo, no ha jugado mucho por la dificultad de superar un año y medio sin jugar por una lesión grave, pero Xabi Alonso siempre lo elogia: «Es una gozada ver cómo disfruta entrenándose y compitiendo. Para nosotros es importante en el día a día su entusiasmo y compromiso. Que los demás le vean esa actitud es muy importante. Lucha después de la lesión, está dentro del equipo, tiene minutos y el objetivo es que sean buenos y siga creciendo porque tiene margen para estar mejor».