15/05/2018

Terremoto político en Irak en el seno del mayoritario electorado chií

La alianza anticorrupción entre el islamismo político chií y nacionalista iraquí de Al-Sadr y los comunistas lideraba el recuento electoral sobre la lista del primer ministro, Al-Abadi, que se veía asimismo superada por Fatah, formada por las proiraníes milicias chiíes que lucharon contra el ISIS. Todo ello en unos comicios con una gran abstención.

Dabid LAZKANOITURBURU
0515_mun_irak

El primer ministro iraquí, el chií Haidar al-Abadi, y su Alianza de la Victoria, era el gran perdedor en el recuento de las elecciones al verse claramente superado por la Marcha por las Reformas, coalición anticorrupción del clérigo chií Moqtada al-Sadr con los comunistas, y, en segundo lugar, por Fatah, coalición liderada por Hadi al-Ameri, dirigente de la proiraní Asamblea Suprema de la Revolución Islámica (ASRII) y líder de las milicias chiíes de Movilización Popular que colideraron junto al Ejército la reconquista de un tercio del país, en manos desde 2014 hasta el año pasado de los yihadistas del ISIS.

En espera de que concluyera el escrutinio –faltaba contar el voto de las Fuerzas de Seguridad, del extranjero y de los desplazados–, la lista del primer ministro, que por primera vez se presentaba dividida por la escisión de la histórica Dawa, no logró rentabilizar la victoria contra el ISIS –salvo en la provincia de Nínive, cuya capital es Mosul, donde fue la primera fuerza– y resultó duramente castigada por la corrupción (Irak colidera desde el puesto 12 el ranking de países corruptos).

Abadi, que personificó en 2014 la renovación al reemplazar al entonces primer ministro Nuri al-Maliki (de ahí la escisión de la formación opositora chií a Saddam Hussein) no supo, no quiso o no pudo quitarse de encima a la clase política y empresarial corrupta que emergió en el Irak postocupación.

Antisectarios o proiraníes

El gran vencedor de los comicios es Al-Sadr, descendiente de una saga de ayatollahs chiíes y que lideró una milicia chií (El Mahdi) contra los ocupantes estadounidenses. Desde 2014 lidera una campaña permanente contra la corrupción y no ha dudado en desligarse de todo resabio sectario al presentarse en coalición con el Partido Comunista, de Raed Fahmi (que históricamente siempre tuvo peso entre los chiíes), y con otros partidos laicos. Nacionalista iraquí y receloso de la tutela de Teherán, Al-Sadr, no dudó recientemente en viajar a Arabia Saudí, lo que le valió críticas por parte de los partidos sectarios chiíes, fuertes en el sur. Pese a ello, su lista iba en cabeza en seis de las 18 provincias, incluida la de la capital, Bagdad, y era segunda en otras cuatro.

No se descartaba que el actual primer ministro se mantenga en el poder, por el final del escrutinio o por el apoyo de la coalición sadrista-comunista.

El segundo gran vencedor fue Fatah, que lideraba el recuento en otras cuatro provincias –y era segundo en otras ocho–. Su líder, Hadi al-Ameri, luchó con el uniforme iraní al frente de la milicia Badr contra Saddam.

Sostén de Al-Maliki, la ASRII cuenta asimismo con varios ministros en el gobierno pero Hadi al-Ameri ha sabido rentabilizar el papel de sus milicias en la victoria sobre el ISIS y su implicación postbélica para rehabilitar las dañadas infraestructuras para lograr la segunda plaza.

 

Irán denuncia a EEUU ante la ONU

El ministro iraní des Exteriores, Mohammad Zarif, hizo pública ayer una misiva al secretario general de la ONU, Antonio Guterres, en la que acusa a EEUU de «despreciar totalmente la legalidad internacional» tras su retirada del acuerdo nuclear. Zarif llegó ayer a Moscú procedente de Siria y fue recibido por su homólogo ruso, Serguei Lavrov. Tras insistir en que «no tenemos nada contra Rusia», reiteró que «lo que queremos son garantías y un cuadro futuro claro para mantener el acuerdo», tal y como reiteró ante el gobierno chino. Lavrov, por su parte, urgió a las potencias europeas «a defender conjuntamente con nosotros (Rusia) nuestros intereses». Zarif llega hoy a Bruselas, donde será recibido por sus homólogos de las potencias nucleares europeas y por la UE. El jefe del Kremlin, Vladimir Putin, recibió ayer al director de la AIEA, Yukiya Amano, en Sochi, donde espera a la canciller alemana, Angela Merkel, el sábado. El presidente francés, Emmanuel Macron, viajará a San Petersburgo a finales de mayo. GARA

KURDOS E ISIS


La alianza kurdo-árabe (FSD) liberó de las garras del ISIS la localidad de Baghuz, cerca del Éufrates, y tiene ya arrinconado al ISIS en sus tres grandes y últimos bastiones de Hajine, Soussa y Al-Chaafa. EEUU da cobertura aérea a esta última ofensiva, iniciada en mayo.

IRAK EN SIRIA


La aviación militar iraquí bombardeó un edificio-centro de mando y logístico del ISIS en Siria. El Ejército iraquí tiene el permiso de Damasco y el aval de EEUU para actuar al otro lado de la frontera.