NAIZ

La Oficina de Okupación de Bilbo denuncia a Desokupa y al propietario del edificio de Abadiño

La Oficina de Okupación de Bilbo ha informado de que ha interpuesto dos denuncias en el juzgado de guardia de Durango, una contra la empresa Desokupa y otra contra el propietario de la vivienda en Abadiño que contrató sus servicios.

Desokupa_Abadiño
Daniel Esteve, jefe de Desokupa, coordinando con la Ertzaintza durante el desalojo de Abadiño. (NAIZ)

La Oficina de Okupación de Bilbo ha informado mediante una nota de prensa de que este miércoles ha interpuesto dos denuncias en el juzgado de guardia de Durango en relación al desalojo «ilegal» efectuado por la empresa Desokupa el pasado 15 de abril en Abadiño.

Arguye que el desalojo «se produjo con violencia (llegando incluso a a tirar la puerta a mazazos)» y que Desokupa se valió de «amenazas y coacción» para echar a las dos personas que vivían en el edificio, además de provocar la posterior carga policial contra las personas que se congregaron «de forma pacífica y sin incidentes» para protestar contra la acción de los ultras.

Así, la Oficina ha denunciado a Desokupa por los presuntos delitos de allanamiento de morada, amenazas y coacciones; y al propietario que los contrató, por allanamiento de morada, coacciones y realización arbitraria del propio derecho.

Ha aclarado, además, que el edificio sigue ocupado a día de hoy, ya que los inquilinos volvieron a entrar días después de que la empresa de Daniel Esteve los desalojara.

«Por todo esto, parece evidente que contratar este tipo de empresas, que actúan al margen de la legalidad, solo llevará a que sean aquellos propietarios que decidan saltarse las vías legales establecidas para tal fin, quienes tengan que enfrentarse y asumir las consecuencias judiciales, habiendo además pagado una importante cantidad de dinero para obtener ningún resultado», ha agregado la Oficina de Okupación de Bilbo.