Exquisitez democrática

Qué diferente rasero de exigencia política por parte de la vieja y olvidadiza Europa

29/01/2019

El miedo lo ha sido secularmente, pero hoy la desinformación es la principal arma de los poderosos, y con ella cuentan para arrebañar mayorías humanas en torno a sus «verdades» y contar con ese aval para ejecutar a conveniencia.

Si el saber nos hace libres como mínimo en el pensamiento, el actuar en coherencia con ese saber nos hace amables, siempre que lo divulguemos con ánimo de compartirlo y no de crear contrapoder dogmático... otro poder.

Sobre los hechos y motivaciones de poder y contrapoder en Venezuela,  entiendo que con la información que nos llega, se nos hace difícil discernir con conocimiento de causa. Así, ¿como es posible posicionarnos, sin antes evaluar en conciencia, con cautela y respeto a la memoria histórica de ese país?

Sin ir hasta tiempos del colonialismo español y remitiéndonos a la historia reciente documentada, saber que desde principios del siglo pasado ese país fue acosado por los entonces países mas poderosos del planeta. El hecho: el 9 de diciembre de 1.902 quince buques a vapor alemanes e ingleses invadieron aguas venezolanas apresando a seis barcos de ese país. La motivación de ese hecho: en 1.911 Winston Churchill, ordenó sustituir en todos los buques de la Armada Imperial los motores de vapor, por motor diesel; sustituir el carbón por gasóleo como combustible del petróleo. Las consecuencias de ese hecho-preludio de la Primera Guerra Mundial: tan solo en este siglo, todo el horror sufrido y éxodo provocado a civiles indefensos en países productores de petróleo y colindantes (Irak, Libia, Siria, Palestina, Venezuela, Honduras...) y que nos perpetúan guerreando entre humanos como las bestias en la selva.

Tras cuarenta años de poder económico compartido con los dos continentes imperiales y sin representatividad popular, en este siglo en Venezuela se han celebrado 19 convocatorias electorales, todas ellas amparadas por una Asamblea Nacional Constituyente (ANC) y merced a una ley constitucional (única de todas las democracias) que permite la revocación del mandato presidencial, creadas ambas por el primer mandatario bolivariano tras su promesa electoral en 1.998, contando la última con supervisión internacional.

Qué diferente rasero de exigencia política por parte de la vieja y olvidadiza Europa. La exquisitez democrática para los desalineados, a pesar de que en Venezuela también han erradicado el analfabetismo, bajado un 50% la pobreza y mortalidad infantil, y cuentan con 75 universidades públicas y subida de matriculas de 0,8 a 2,6 millones de estudiantes en tan solo 15 años, siguiendo la estela socio-cultural de Cuba, mientras regímenes sanguinarios como Arabia Saudí, gobiernos sicarios como Colombia y monarquías crueles y feudales como Marruecos, cuentan con el aval del imperialismo neoliberal de países sin raíz nativa como EEUU, de países europeos con savia adulterada por culto al mercantilismo esclavo y alejado del humanismo cristiano que los hizo renacer de la oscuridad medieval. Cuanto cinismo y miseria política en el presidente español y lehendakari vasco... al alinearse con mandatarios incendiarios.

Artículos
Iñaki Egaña
16/11/2019
Iñaki Idigoras Igartua
16/11/2019
Víctor Moreno
15/11/2019
Kepa Larrea Muxika
15/11/2019
Cartas
Maria Olga Santisteban Otegui
15/11/2019
Enrique Vivanco Fontquerni
15/11/2019
Pedro Mari Usandizaga Añorga
14/11/2019
Últimos posts
Martin Garitano
15/11/2019
Martin Garitano
13/11/2019
Koldo Campos
12/11/2019