Rechazado en comisión el artículo 1 de la reforma de la ley de violencia del Estado

El artículo 1 de la reforma de la ley de víctimas de la violencia del Estado ha sido rechazada en la Comisión de Derechos Humanos del Parlamento de Gasteiz. Este punto recogía que el reconocimiento de los derechos de las víctimas «no podrá desconocer lo ya resuelto por la jurisdicción penal». El resto del dictamen ha sido aprobado.

@gara_iiriondo|2019/03/15 12:25
Arzuaga-romero
Julen Arzuaga y Rafaela Romero, en una reunión de la Ponencia sobre Memoria y Convivencia. (Juanan RUIZ/FOKU)

La Comisión de Derechos Humanos del Parlamento de Gasteiz ha debatido hoy la reforma de la ley de víctimas de la violencia del Estado, con la que PNV y PSE pretenden acomodar su texto a las reclamaciones realizadas por el Gobierno de Pedro Sánchez para retirar el recurso de inconstitucionalidad que había presentado el Ejecutivo de Mariano Rajoy.

La sorpresa ha sido que EH Bildu ha pedido que el primer artículo de la reforma se votara por separado del resto del texto. Ha habido 9 votos en contra, de EH Bildu, Elkarrekin Podemos y el PP, por 8 a favor de PNV y PSE, quedando rechazado este artículo. Después Elkarrekin Podemos ha asegurado que su voto negativo se ha debido a una equivocación que se corregirá en el pleno.

El artículo mencionado recoge que el reconocimiento que se haga a una víctima de acuerdo con esta ley, «no podrá desconocer lo ya resuelto por la jurisdicción penal». Teniendo en cuenta el recorrido que este tipo de denuncias ha tenido en los tribunales españoles, esto podría suponer un freno para el reconocimiento de muchas víctimas.

El parlamentario de EH Bildu, Julen Arzuaga, ha explicado que el artículo mezcla la jurisdicción penal con la administrativa, puede dejar muchas más víctimas fuera del reconocimiento de esta ley y podría provocar recursos.

El resto de la ley ha sido aprobada con los votos a favor de PNV y PSE, la abstención de EH Bildu y Elkarrekin Podemos, y el rechazo del PP.

Carmelo Barrio, del PP, ha insistido en que el contenido de esta ley, pese a los cambios introducidos por PNV y PSE, sigue siendo inconstitucional.

Pili Zabala y Julen Arzuaga, de Elkarrekin Podemos y EH Bildu, han coincidido en que la reforma de la ley incide aún más en la categorización de víctimas. A las del terrorismo se le conceden todos los derechos y reconocimiento y a estas no. También ven que la autocensura ante el chantaje del TC es un mal precedente. En todo caso, reconocen que es un paso y no quieren oponerse a él. Por ello optan por la abstención.

Rafaela Romero, del PSE, e Iñigo Iturrate, del PNV, han defendido que el texto redactado es lo máximo a lo que se puede llegar en el marco actual. El jeltzale se ha basado en la máxima de que «la política es el arte de lo posible».

PNV y PSE, con el apoyo del PP, han rechazado todas las enmiendas de Elkarrekin Podemos y EH Bildu, que se han apoyado entre sí. Las enmiendas del PP solo han tenido su propio voto a favor.

El resto del texto ha salido adelante con los votos de PNV y PSE, la abstención de EH Bildu y Elkarrekin Podemos, y el rechazo del PP. Se ha aprobado una disposición adicional, basada en una enmienda de EH Bildu, que ha tenido el apoyo del resto de grupos, con la excepción del PP.