Un manifiesto plantea que el juicio por el sumario 11/13 sea «puerta» hacia la resolución y la paz

Una quincena de personas, en representación de 150 referentes de la sociedad vasca, ha comparecido hoy en Bilbo para presentar el manifiesto 'Interbidera: Liberar el futuro' en apoyo a las y los 47 ciudadanos que serán juzgados en el sumario 11/13. «Convirtamos este juicio que nos quiere llevar al pasado en una puerta al futuro», han enfatizado, animando a sumarse a la movilización convocada para el 14 de setiembre.

Agustín GOIKOETXEA|2019/06/20
Auziperatuak
Una quincena de personas ha comparecido hoy en Bilbo para presentar el manifiesto 'Interbidera: Liberar el futuro'. (Luis JAUREGIALTZO / FOKU)

Periodistas, médicos, abogadas, feministas, sindicalistas, artistas o deportistas, por citar algunos perfiles, son las 150 personas que han rubricado ya el manifiesto elaborado por el bertsolari Jon Maia, en solidaridad con los y las 47 ciudadanas que se enfrentan a una petición fiscal de 601 años en total. Uno de ellos, el periodista Beñat Zarrabeitia, y Ana Mezo, representante de Oneka, se han encargado hoy en Kafe Antzokia de darlo a conocer arropados por caras conocidas como Pako Letamendia, Edorta Jimenez o Onintza Enbeita, entre otros.

Entienden que el juicio que se iniciará en setiembre en la Audiencia Nacional «está fuera de tiempo y lugar», al considerar que choca con los deseos de paz y justicia de la ciudadanía vasca. «La sociedad quiere avanzar y para afrontar el futuro con las mejoras garantías es necesario cerrar las heridas y resolver los nudos del pasado. No debemos inventar nuevas cadenas ni queremos nuevos nudos que nos aprieten todavía más. No necesitamos –insisten– piedras en el camino ni queremos que se abran nuevas heridas se genere más dolor».

Han incidido en que la mayoría social «quiere ir hacia delante» y no está dispuesta a aceptar situaciones que nos hagan retroceder. «La convivencia, la paz y la justicia son tesoros muy preciados para cualquier sociedad, también lo son para la nuestra», han señalado, por lo que estiman es necesario responder y parar procesos articulados desde la «lógica del conflicto». Esas dináminas, advierten, pueden «contaminar» el presente que se está construyendo.

Han manifestado que quieren construir una nueva sociedad y están convencidos de que los valores y la sensibilidad respecto a los derechos fundamentales forjados durante estos años son los cimientos sobre los que construirla, citando el respeto a todos los derechos humanos de todas las personas, los derechos colectivos, la solidaridad, la empatía y la convivencia. «El futuro es la casa común que tenemos que construir entre todos y todas, por la vía del diálogo y el respeto de todos los derechos», defiende el documento que han firmado ya los lehendakaris  Juan José Ibarretxe y Carlos Garaikoetxea, los escritores Bernardo Atxaga e Irati Jimenez, los músicos Fermin Muguruza y Eñaut Elorrieta, o el futbolista rojiblanco Mikel San José.