La Policía francesa expulsa desde Hendaia a dos mujeres víctimas de la trata de personas

La Cimade ha denunciado que la Policía francesa ha expulsado al Estado español a dos mujeres que se encontraban en el Centro de Retención de Hendaia, contrariamente a lo que había establecido el juez de libertades el 14 de julio. Ambas son víctimas de la trata de mujeres que fueron encontradas en el desmantelamiento de un edificio ocupado el 11 de julio cerca de Burdeos.

NAIZ|2019/07/17 15:15
Expulsion
Manifestación de solidaridad a los refugiados ante la prefectura de Baiona. (Bob EDME)

Las dos mujeres eran víctimas de la trata de personas con fines de explotación sexual. Han sido expulsadas del territorio francés, a pesar de estar protegidas por una medida de alejamiento, y de que nunca han pasado por el Estado español.

La asociación de solidaridad y ayuda a los migrantes Cimade ha denunciado que se trata de una «expulsión forzada ilegal y arbitraria, que deja a las mujeres en una situación muy peligrosa», que se trata una «grave vulneración de su derecho de asilo, así como de su derecho a la protección como víctimas de la trata de personas».

Fueron reconocidas como víctimas tras en desmantelamiento de un edificio ocupado a en Saint-Médard-en-Jalles, cerca de Burdeos, el pasado 11 de julio, y fueron encerradas en el centro de retención de Hendaia.

Intento de expulsión a Nigeria

La prefectura de Gironde quería expulsarlas a Nigeria, pero acompañadas por las asociaciones de ayuda a migrantes y refugiados, entre los que se encuentra la Cimade, recibieron el reconocimiento de víctimas de trata de personas con fines de explotación sexual, y el juez de libertades y de la detención de Baiona estableció su liberación para que pudiesen hacer valer su derecho a la protección prevista por la ley.

Contrariamente a lo decidido por el juez, a su salida del centro de retención fueron llevadas a Irun. De hecho, el juez había establecido que había habido una irregularidad en el encierro de las mujeres en el establecimiento de Hendaia.

Denuncia

A la denuncia de la Cimade se han unido Médicos del Mundo y el Comité de Estudio e Información de la Droga y las Adicciones (CEID). Las tres entidades han condenado «las prácticas ilegales aplicadas en las fronteras internas del espacio Schengen». Y piden a las autoridades del Estado francés que hagan todo lo posible para que «estas dos mujeres puedan volver al territorio francés, que sean protegidas, que puedan acceder a un permiso de residencia y a alojamiento».

La Cimade ofrece ayuda a las personas encerradas en el Centro de Retención de Hendaia, y ha denunciado repetidamente tanto las condiciones que sufren las personas encerradas como las prácticas ilegales.

ERLAZIONATUTAKO ALBISTEAK