Peor imposible para los equipos vascos de la Liga Femenina de baloncesto

Tres partidos en casa y tres derrotas. De la paliza de Spar Girona a una IDK Gipuzkoa con pocas ideas, a la desgracada derrota en la prórroga de Lointek Gernika Bizkaia ante Clarinós Tenerife. En medio, solo queda el escaso consuelo de la pelea de Araski, que ha puesto a Valencia Basket contra las cuerdas pese a caer.

Arnaitz Gorriti|2019/10/10 18:37
Araski
A pesar de perder, Araski ha puesto en jaque a un equipazo como Valencia Basket. (Juanan RUIZ / FOKU)

La tercera jornada de la Liga Femenina ha llegado con adelanto, siendo a su vez el estreno de los tres equipos vascos en su condición de locales. Los rivales que se han presentado en el Josean Gasca, Mendizorrotza y Maloste respectivamente, ha resultado ser de cuidado, hasta el punto de que las tres se han llevado los triunfos a domicilio. La derrota más dolorosa ha sido la de Lointek Gernika Bizkaia; un 78-80 frente a Clarinós Tenerife después de desaprovechar una ventaja de 15 puntos en el último cuarto, un 67-52 que se ha tornado en empate a 71 y en un 78-80 final en el que la ex de IDK Gipuzkoa Iva Brkic ha tenido mucho que decir.

A propósito de IDK Gipuzkoa, cabe resaltar que tiene mucho trabajo por delante, porque su derrota ante el líder Spar Girona ha sido excesivamente abultada, sobre todo después de ganar el primer cuarto por 20-19 para terminar el encuentro con un claro 45-67 en contra. RPK Araski, por su parte, ha tenido a Valencia Basket contra las cuerdas, con tremendos minutos de Izaskun García y la junior Raquel Carrera, pero ha perdido por 61-69 cuando el cansancio ha hecho acto de presencia y, sobre todo, ha asomado una tremebunda Queralt Casas.

IDK GIPUZKOA 45 - SPAR GIRONA 67

No parecía el mejor día para que IDK Gipuzkoa pudiera estrenar su casillero de victorias, y no lo ha sido. Las de Azu Muguruza han peleado bien a lo largo de los diez primeros minutos, siendo Kraker y Ariel Edwards de llevar la iniciativa en el marcador de las donostiarras. Sin embargo, el actual campeón de la Liga Femenina ha demostrado que lo es por algo. Ha elevado una marcha en su defensa y las rotaciones han terminado quebrando una quebradiza forma de juego de las guipuzcoanas, algo inseguras en este arranque. Después del 20-19 con el que ha terminado el primer cuarto, el duelo ya se ha decantado a partir del segundo asalto, toda vez que se ha llegado al receso con 31-41 en el luminoso.

Poco han cambiado las cosas después de pasar por los vestuarios. Palau y Sykes han manejado al equipo catalán como mejor les ha convenido, al tiempo que Elonu ha impuesto su clase bajo los tableros. Ante tantos y tan buenos argumentos, sin olvidar la aportación de las suplentes de Spar Girona, los 14 tantos de Ariel Edwards y los 11 de Kraker se han revelado como totalmente insuficientes, al tiempo que se han echado de menos los puntos de una ausente Ellen Nystrom.

RPK ARASKI 61 - VALENCIA BASKET 69

El resultado final ha sido hasta engañoso, porque Araski ha estado con las opciones de victoria intactas hasta los cinco minutos finales. Las de Madelen Urieta han dado la cara, sobre todo de la mano de sus suplentes, porque las titulares se han topado con un 0-8 adverso nada más comenzar. Y sin embargo, la entrada de jugadoras como Sutherland –aunque algo remisa a los contactos–, Izaskun García y Tania Péreze ha revolucionado el juego de las gasteiztarras. Tanto es así, que al combinar a su habitual garra algunas defensas alternativas, han conseguido voltear el marcador y llegar al vestuario con un punto de ventaja: 35-34.

Otra de las revelaciones del partido ha sido la pívot gallega Raquel Carrera. La junior de 17 años está jugando en Araski cedida por la propia Valencia Basket. Pues bien, la jovencísima pívot ha asumido la responsabilidad cuando Tamara Seda se ha lastimado la rodilla y ha puesto en jaque en varios momentos a su «verdadero» equipo. Así las cosas, Araski ha remontado un 42-47 adverso y se ha adelantado 57-56 en el último del partido merced a un triple de María Asurmendi. Sin embargo, el cansancio ha asomado en los minutos finales y en esa tesitura Araski se ha quedado sin aire antes que su rival, que además ha encontrado en una inspirada Queralt Casas el empujón necesario para ganar.

LOINTEK GERNIKA BIZKAIA 78 - CLARINÓS TENERIFE 80

Cualquiera diría que Clarinós Tenerife es un recién ascendido. Tiene en sus filas a varias jugadoras con experiencia en Liga Femenina con equipos vascos: las ex de IDK Gipuzkoa Iva Brkic, Lyndra Weaver y Vionise Pierre Louise, así como la ex de UNB Obenasa Laura Herrera. Con todo, su nómina de jugadoras con horas de vuelo es a tener en cuenta. Solo así se explica que haya sido capaz de remontar un 67-52 adverso, después de que Nikolina Milic, autora de 22 puntos, haya parecido durante largo rato la dueña y señora de este primer partido de Maloste.

No obstante, Lointek Gernika Bizkaia se ha dado de bruces con la defensa chicharrera y con sus propios nervios, una combinación que ha supuesto una sequía anotadora de siete minutos, al tiempo que las tinerfeñas han podido remontar casi punto a punto, hasta que el triple final de Iva Brkic haya establecido el 71 iguales con el que se ha llegado al final de los 40 minutos.

Ya en el tiempo extra el cuadro visitante se ha recuperado del triple de Wotja con un parcial de 0-5, lo justo para darle la vuelta al partido. Las entrenadas por Mario López han sido capaces de igualar varias veces el marcador, pero después de que la propia Iva Brkic haya puesto el 78-80 en el luminoso, todo le ha salido mal a Gernika Bizkaia. Blake Dietrick se iba a jugar el último tiro, pero se ha tropezado. El rechace ha ido a las manos de Juana Molina, pero su triple ganador a la desesperada no ha entrado. Total, que la victoria se ha escapado de Maloste de la forma más dolorosa posible.