Navarra Suma amplía a Burlata su persecución contra los payasos Pirritx, Porrotx y Marimotots

La persecución de Navarra Suma contra Pirritx, Porrotx y Marimotots tiene un nuevo episodio en Burlata, donde esta coalición rechaza la «contratación con fondos públicos de unos payasos cuya trayectoria está marcada por su connivencia con la causa proetarra» a pesar de que lo aprobó el órgano competente de este ayuntamiento.

MARTXELO DIAZ|2020/01/14
Porrotx1
La respuesta a la prohibición de actuar en Baluarte por parte de Navarra Suma fue un espectáculo masivo en el Anaitasuna. (FOKU)

Tras su operación de censura contra Pirritx, Porrotx y Marimotots en Iruñea, Navarra Suma continúa con su obsesión contra este grupo de payasos, ahora en la vecina Burlata.

La junta rectora del Patronato de Cultura y Fiestas de Burlata ha aprobado en una reunión celebrada el lunes contratar a Pirritx, Porrotx y Marimotots el próximo mes de febrero. En una nota enviada a los medios, Navarra Suma reconoce que este es el órgano competente legalmente para proceder a contrataciones de este tipo.

Esta junta está compuesta por, además de la alcaldesa Ana Góngora (Navarra Suma), por seis representantes de los distintos grupos políticos y por seis representantes de los colectivos populares. Se votó y se aprobó la contratación de este grupo de payasos, pero parece que la coalición derechista no está dispuesta a asumir la decisión de este órgano. Curiosamente, en Iruñea, el argumento utilizado inicialmente fue que la contratación fue irregular, aunque posteriormente se reconoció la motivación política. En Burlata se han saltado el primer capítulo.

En cualquier caso, desde el Ayuntamiento de Burlata destacan que lo de Navarra Suma no deja deja de ser una pataleta y que la actuación de los payasos se llevará cabo, ya que han sido contratados por el órgano competente.

Todo ello a pesar, de que la propia Navarra Suma reconoce en su nota que el compromiso de la actuación de Pirritx, Porrotx y Marimotots en Burlata «se origina en una costumbre adquirida ya que ha actuado en la localidad con regularidad durante la anterior legislatura e, incluso, se había reservado fecha para ello».

«Nuestra intención es ampliar la oferta de actividades en euskera pero no podemos respaldar la contratación con fondos públicos de unos payasos cuya trayectoria está marcada por su connivencia con la causa proetarra, su defensa de la propaganda batasuna y la utilización política de los más indefensos de la sociedad, como son los niños y las niñas», añade la nota de Navarra Suma.

Navarra Suma destaca que su obsesión con Pirritx, Porrotx y Marimotots no supone un ataque al euskara y subraya que está a favor de que «se realicen actividades en euskera para niños y niñas» y que «la programación en Burlada es extensa». De este modo, recuerda que «se han realizado recientemente talleres de ciencia tanto en la Casa de Cultura como Ripagaina organizados por el Ayuntamiento de Burlada».