NAIZ

Gesalatz, Lezaun y Deierri presentan alegaciones contra el parque eólico de Andia

Los ayuntamientos de Gesalatz, Lezaun y Deierri han presentado alegaciones contra el parque eólico proyectado en la sierra de Andia, que prevé instalar trece aerogeneradores en una zona protegida. Alertan de los efectos para la economía local y la despoblación. 

Electos que han presentado las alegaciones contra el parque eólico de Andia. (DEIERRIKO UDALA)
Electos que han presentado las alegaciones contra el parque eólico de Andia. (DEIERRIKO UDALA)

Los alcaldes de los ayuntamientos de Gesalatz, Lezaun y Deierri han mostrado su postura contraria al proyecto de parque eólico Aldane proyectado para la zona de la sierra de Andia por la empresa Green Capital Development 113 S.L.U., indicando que se han presentado sendas alegaciones para solicitar la denegación del mismo al Ministerio español para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico. Los alcaldes han estado acompañados por representantes de concejos afectados, así como por las ediles de Etxauri y Cendea de Oltza, en los que se propone la línea de evacuación.

El alcalde de Lezaun, Mikel Etxebeste, ha indicado que «el emplazamiento propuesto para el parque eólico se ubica en zonas con limitaciones ambientales y la línea de alta tensión atraviesa zonas no aptas para la instalación de aerogeneradores, conforme al Plan Energético de Navarra Horizonte 2030. Además, es una zona de gran valor ecológico y paisajístico, que comparte los valores ambientales con la Zona de Especial Conservación y el Parque Natural de Urbasa-Andia y que el proyecto no analiza con profundidad los impactos que ocasionará a la ganadería y al turismo, ambos estratégicos en la economía local».

Por su parte, el alcalde de Deierri y presidente de la Mancomunidad Andia, Edorta Lezaun, ha indicado que «este proyecto de parque eólico puede poner en riesgo el programa de actuaciones contra la despoblación en el que vienen trabajando los ayuntamientos que componen la Mancomunidad Andia, en línea con la Estrategia de Lucha contra la Despoblación del Gobierno de Navarra». Asimismo, ha señalado que «los concejos afectados no han sido notificados, incumpliendo la según la Ley Foral 6/1990 sobre la Administración Local de Navarra».

Afecciones importantes

Pedro Soto, alcalde de Gesalatz, ha explicado los puntos principales por los que rechazan la ubicación propuesta, en el entorno de la ZEC Urbasa-Andia, con dos aerogeneradores a menos de 500 metros del límite del espacio protegido; el hecho de que supondrá afecciones ambientales en zonas de alto valor ambiental y a especies protegidas a nivel europeo; el que la información para realizar el Estudio de Impacto Ambiental en muchos apartados es insuficiente y deficitaria, incumpliendo requerimientos legales y que la propuesta de parque eólico implicará efectos negativos en la economía local y puede contribuir a la despoblación.

«En el contexto actual de precios históricos de la tarifa de energía, es necesario proyectos rigurosos, acordes con las necesidades reales y con una visión integradora, en línea con la Agenda 2030, que aúne la lucha contra el cambio climático y la conservación de la biodiversidad con las actuales necesidades sociales, agudizadas por la pandemia», señalaban en sus alegaciones.

Por último, Irantzu Liarraga, representante de la plataforma Urbasa-Andia, ha indicado que se están realizando diferentes movilizaciones para la información y recogida de alegaciones, y llamó a las entidades locales y colectivos a que realicen sus alegaciones antes del 29 de setiembre, para visibilizar el rechazo mayoritario del anteproyecto propuesto.

Trece aerogeneradores

El parque eólico que se proyecta, con una potencia total a instalar de 52 MW, estará ubicado en los términos municipales de Lezaun, Deierri y Gesalatz y su infraestructura común de evacuación en los TTMM de Lezaun, Gesalatz, Goñi, Etxauri, Olrza y Orkoein y tiene un presupuesto estimado de 47.233.179,47 euros.

Las características de las instalaciones propuestas son de trece aerogeneradores de cuatro MW entre 90 y 102,5 metros de altura de buje y 155 metros de diámetro de palas, junto a sus viales y caminos de interconexión, dos subestaciones transformadoras y una línea de alta tensión de 220 KV para evacuar la energía.

Actualmente, hay quince proyectos de parques eólicos de características similares en Nafarroa.