El sacrificio defensivo otorga otra victoria a un espeso Aviron de Baiona

Aviron Bayonnais se ha impuesto a Beziers por 20 a 16 y ha logrado sumar cuatro nuevos puntos que, unidos a las derrotas de Mont de Marsan y Colomiers, le permiten empatar con ambos en los alto de la tabla.

La afición albiazul ha tenido que sufrir mucho antes de saborear la victoria. (@avironrugbypro)
La afición albiazul ha tenido que sufrir mucho antes de saborear la victoria. (@avironrugbypro)

Apuntaba el técnico Yannick Bru la pasada semana, tras el primer bloque de cinco partidos, que estaba satisfecho con el rendimiento defensivo de sus jugadores, pero que había que mejorar mucho en ataque.

El partido de este viernes por la noche ante Beziers le da la razón. Los albiazules han sumado su quinta victoria en lo que va de ProD2 gracias a su colosal esfuerzo defensivo, sobre todo durante los primeros 20 minutos de la segunda mitad, encerrados en su 22 ante un rival al que su falta de acierto en campo contrario deja solo con un bonus que le sabrá a poco.

El arranque ha sido loco, con intercambio de golpes y una amarilla para el argentino Galarza que Beziers ha sabido rentabilizar con un ensayo (6-10, min. 13). Los visitantes dominaban, pero Aviron aguantaba el tipo, y el arreón de la recta final ha generado el ensayo de Luamanu justo antes del descanso, lo que le ha permitido irse al vestuario con una desventaja mínima (14-16).

Asedio infructuoso

En la segunda mitad ha llegado el asedio de Beziers. Los labortanos boqueaban como peces en la arena, placando y sacándose el balón a base de patadas para ganar unos segundos de oxígeno.

Han sido veinte minutos numantinos, y prácticamente en la primera ocasión en la que han cruzado a campo rival han forzado una falta que Maxime Lafage ha aprovechado para poner a su equipo por delante (17-16, min.63).

Beziers, cansado de percutir sin éxito, ha acusado el golpe, y en el 70 el pateador local ha puesto otro clavo en la caja (20-16). Lo han seguido intentado los ‘biterrois’, pero no les quedaban fuerzas ni casi fe.

Aviron tiene mucho que mejorar con el balón en las manos, como explicaba Bru, pero las penas con pan siempre son más llevaderas. Además, los dos equipos que le precedían en la tabla, Mont de Marsan y Colomiers, han perdido, y hay un triple empate en cabeza con 23 puntos. Precisamente, la próxima semana los de Baiona visitan a Colomiers, el jueves a las 20.45.