NAIZ

Euskara, catalán y gallego quedan fuera de la nueva Ley Audiovisual estatal

Las lenguas cooficiales del Estado español han sido excluidas de la Ley General de Comunicación Audiovisual para ver garantizada su protección en las plataformas de contenidos a la carta. El proyecto no recoge ninguna de las demandas a favor del euskara, catalán y gallego, según se ha filtrado.

Netflix Euskaraz ha conseguido superar el listón de las 10.000 firmas y alarga la recogida hasta diciembre. (Endika PORTILLO/FOKU)
Netflix Euskaraz es una de las iniciativas populares que impulsan esta demanda. (Endika PORTILLO/FOKU)

El Gobierno español ha excluido del nuevo proyecto de la Ley General de Comunicación Audiovisual la protección a las lenguas cooficiales del Estado –euskara, catalán y gallego–, en plataformas de contenidos a la carta como Netflix, HBO o Amazon Prime. Según una información de ‘El Periódico’ este lunes, la norma recoge que al menos el 50% «de la cuota dedicada a obras audiovisuales europeas debe reservarse a obras en castellano o en las lenguas cooficiales autonómicas», pero sin determinar un porcentaje concreto para estas últimas.

De esta manera, en la segunda fase de audiencia pública, el Ejecutivo no ha tenido en cuenta las peticiones del Consell de l'Audiovisual de Catalunya (CAC), que reclamaba un 50% de la cuota de obras en lenguas del Estado español fuera en euskara, catalán o gallego.

Concretamente, se establece que un 30% de las obras del catálogo de las plataformas de contenidos debe estar dedicado a obras europeas y, a su vez, al menos un 50% de éstas «será reservado para producciones en castellano o en alguna de las otras lenguas del Estado». Una redacción que no incluye garantía alguna para acometer la protección de las lenguas cooficiales.

Lo mismo ocurre en las inversiones de obras audiovisuales. El proyecto indica que los prestadores del servicio de comunicación audiovisual televisivo con unos ingresos superiores a 50 millones de euros deberán financiar obras europeas con un 5% de ese dinero. En cambio, de esa cantidad, «un mínimo de un 70% deberá ir dirigida a obra de productores independientes en la lengua oficial del Estado o en alguna de las lenguas oficiales de las comunidades autónomas».

De nuevo en situación de desventaja, el CAC propuso que ese porcentaje aumentara del 5% al 10% y con ello poder financiar obras en euskara, catalán o gallego, aunque esta petición no se ha recogido en la nueva versión, según este adelanto. Se apunta que el Gobierno aprobará el proyecto de modo inminente, quizás este martes en el Consejo de Ministros.

El euskara en Netflix

Ésta no es la primera vez que se reivindica la presencia del euskara en plataformas de contenidos digitales. Este mismo año, una petición de Change.org pedía a Netflix ofrecer también sus contenidos en euskara.

«Por medio de la adhesión a este escrito, queremos manifestarle a Netflix lo siguiente: que los vascoparlantes queremos disfrutar de los contenidos audiovisuales de la plataforma en euskera», explican los promotores. Casi 13.000 personas han firmado esta petición.

Posteriormente, en mayo de este año, EH Bildu propuso la creación de un Consejo Vasco Audiovisual, un órgano como el existente en Catalunya. Su objetivo era un mayor control de los contenidos informativos y publicitarios para garantizar la pluralidad informativa y el uso del euskera, aunque el Gobierno de Lakua rechazó tramitar su discusión.