Denuncian la situación de la residencia Bihotz Sakratua de Mundaka

El Movimiento de Pensionistas de Bizkaia ha denunciado la situación de la residencia Bihotz Sakratua de Mundaka por «insostenible» y por ser un ejemplo de las consecuencias que «se sufren los y las residentes por la mala gestión y organización» en las residencias de Bizkaia.

NAIZ|02/07/2020
Imagenes2742a
Vista exterior de la residencia Bihotz Sakratua de Mundaka. (NAIZ)

El Movimiento de Pensionistas ha denunciado en una nota la situación en Bihotz Sakratua de Mungia, explicando como detalle que el pasado domingo 28 de junio tuvieron que volver, por segunda vez en poco tiempo, a intervenir los bomberos para «alojar al personal residente en sus habitaciones, al estropearse el ascensor».

En estos momentos, los y las residentes –grandes dependientes– no pueden abandonar su habitación y planta. Y las visitas, de nuevo, han vuelto a suspenderse, ya que la sala está en la planta baja y los usuarios no pueden acceder a la misma, ha concretado.

El Movimiento de Pensionistas de Bizkaia exige a la Diputación foral de Bizkaia que «de inmediato tome las medidas necesarias para solucionar el problema, bien en lo posible con su retorno a Birjinetxe (residencia de origen) o bien a uno que garantice los servicios y atención que tenían».

Han afirmado que existen «medios y personal para poder realizarlo», por lo que recuerdan que «en menos de tres horas fueron trasladados de Birjinetxe-Txurdinaga a Mundaka».

Cronología del traslado y situación

El Movimiento de Pensionistas de Bizkaia realiza una cronología de la situación insostenible que se padece en la residencia. Así el 27 de Marzo llegaron los 33 usuarios procedentes de la residencia de Birjinetxe de Txurdinaga (planta de UDAD-gran dependencia).

«A día de hoy, aunque era para unos meses, sigue en funcionamiento». Han advertido de que desde el inicio del traslado «se observaron unas grandes carencias estructurales y de personal».

El mismo día de la comunicación del traslado «se comunicó a las 13:30 horas que la UDAD se va a Mundaka y que hagamos las maletas porque a las 15:00 horas vendrían las furgonetas a recogerles».

En la denuncia, han añadido que la residencia de Mundaka tiene cinco plantas y sólo cuenta con un ascensor pequeño, «donde las sillas basculantes no entran, hay que desmontar los pies para colocarlas en el ascensor». Es un centro con 20 sillas de ruedas.

Han añadido que «el ascensor se estropea continuamente, llegando a tener que venir los bomberos a acostar a los residentes, ya que no lo podían arreglar. La grúa y la ‘bipe’ tampoco entran en el ascensor. Las habitaciones son muy pequeñas, es dificilísimo maniobrar con la grúa».

No quedan ahí la irregularidades, porque han señalado que «cuando estaban en Birjinetxe tenían enfermeria 24 horas y en Mundaka sólo se dispone de un DUE-ATS de lunes a viernes por las mañanas».

Por último, el Movimiento de Pensionistas de Bizkaia ha asegurado que han dado el paso de la denuncia porque «las últimas noticias que nos llegan son que siguen con su previsión de que sigan en este centro hasta finales de año como mínimo».

Sin embargo, «es un centro que no reúne las condiciones para dar servicio a este tipo de persona usuaria que se ha desplazado allí. Y aunque se pide que se acelere su vuelta, nos comunican que lo ven difícil, mientras Birjinetxe siga como centro referencia del covid-19».

A lo único que se han comprometido desde Diputación es «a estudiar un cambio de tipo de usuario o un traslado a otro centro más apropiado», pero «sin ningún   compromiso».

 

NAIZ KONTZERTUAK
Loading player...


Liher taldeak Donostiako Doka Kafe Antzokian emandako kontzertuaren unerik onenak.