Excargos de EA piden el voto para EH Bildu

Una veintena de excargos de EA en los gobiernos que presidió Juan José Ibarrexe, entre ellos Tontxu Campos y Esther Larrañaga, han pedido «a quienes en 2001 y 2005 confiaron en el proyecto que presentaron a la sociedad vasca PNV y EA que voten, en esta ocasión, a EH Bildu».

NAIZ|BILBO|2016/09/23|2 iruzkin
Ea-excargos
Tontxu Campos y Esther Larrañaga han ejercido de portavoces de los excargos de EA. (Marisol RAMÍREZ/ARGAZKI PRESS)

El exconsejero de Educación Tontxu Campos y la exconsejera de Medio Ambiente Esther Larrañaga, en representación de excargos de EA en los Ejecutivos PNV-EA y PNV-EA-Ezker Batua, han comparecido para hacer un llamamiento a votar a EH Bild el próximo domingo. Además de los dos mencionados, apoyan la petición el exviceconsejero de Justicia Abel Muniategi, el ex director general de Osalan Natxo Murgia, el exdirector de Ihobe Txetxu Aurrekoetxea, la exsecretaria de Drogodependencias Kontxi Gabantxo,  la exdirectora de Recursos Humanos Maider Zubiri, y el exdirector de Estudios y Régimen Jurídico Unai Ziarreta, entre otros.

Han instado a volver a intentar la «vía Ibarretxe», pero «acordando la respuesta a dar en caso de la más que probable negativa por parte española», como ocurrió con la propuesta de nuevo Estatuto Político presentada por el entonces lehendakari en el Congreso en 2005.

En su opinión, «aquel proyecto político está hoy representado en EH Bildu», y, por ello, han pedido «a quienes en 2001 y 2005 confiaron en el proyecto que presentaron a la sociedad vasca PNV y EA, que voten, en esta ocasión, las candidaturas» de la coalición independentista.

Según han destacado, «las más de 600.000 personas que en 2001 votaron el proyecto capitaneado por el lehendakari Ibarretxe están en nuestras posturas, tanto en cuanto al derecho a decidir se refiere como a los postulados de Justicia Social que defendimos dentro de aquel Gobierno».

Campos y Larrañaga han recordado que «paz, normalización política, convivencia y construcción social fueron las bases del programa de Gobierno presentado en 2001», y han destacado que «paz definitiva, soberanía y justicia social son los ejes que resumen el programa que EH Bildu presenta a la sociedad en estos momentos». «Dos planteamientos que, a pesar del tiempo transcurrido, son coincidentes en los fundamental», han remarcado.

Tras asegurar que son conscientes de que la situación «ha cambiado en estos 15 años», sin embargo han manifestado que sus demandas «democráticas y mayoritarias siguen recibiendo la negativa como respuesta por parte de Madrid».

En 2001, han recordado, «nos enfrentamos a una ofensiva del PP y PSE, que Mayor Oreja y Redondo Terreros perdieron de manera escandalosa en las elecciones autonómicas», pero «hoy el Estado está consiguiendo los objetivos que no pudieron lograr en las urnas, con una recentralización visible y con resultados nefastos por Euskal Herria».

Sin avances en 15 años

Los excargos de EA han lamentado que en 15 años «ha sido imposible lograr avances en el reconocimiento al derecho a decidir», y, según han denunciado, «ni siquiera se ha conseguido completar el marco competencial establecido por el Estatuto de Gernika». En ese sentido, han señalado que «el último intento institucional serio fue el del lehendakari Ibarretxe apoyado por los partidos que hoy en día forman parte de EH Bildu y que, en última instancia, fue frenado por el propio PNV».

«Sabemos que Madrid siempre nos dirá que no, pero en Catalunya eso no ha frenado al soberanismo, que ha decidido que, entre obedecer la legalidad del Estado español o el mandato democrático de los catalanes, se debe a esta última», ha destacado.

Tras afirmar que «la vía de la bilateralidad es preferible para llevar a cabo un proceso de soberanía», han animado a los partidos políticos favorables al derecho a decidir a «volver a intentar ese camino, acordándose una respuesta a dar en caso de la más que probable negativa por la parte española».

Para estos excargos, la próxima «tiene que ser la legislatura del derecho a decidir, la legislatura en la que la ciudadanía vasca pueda decidir libremente cómo quiere articular su relación con España, Europa y el resto del mundo».

«Hoy como entonces, nosotros vamos a trabajar para ello y, por eso, a quienes hace 15 años se ilusionaron con la propuesta de un nuevo Estatuto Político para Euskadi les invitamos a que fortalezcan la representación de EH Bildu en las próximas elecciones al Parlamento vasco», han concluido.