La OMS advierte de que dos tercios de la población mundial seguirán sin seguro social en 2030

Más de 5.000 millones de personas, o dos tercios de la población mundial actual, seguirán sin tener acceso a seguros sociales de atención médica en 2030 si continúa la insuficiente inversión en el establecimiento de una sanidad universal, según ha advertido este domingo la Organización Mundial de la Salud (OMS).

NAIZ|GINEBRA|2019/09/22 16:22
Bangladesh-dengue
Enfermos de dengue, atendidos en un hospital de Bangladesh. (Munir UZ ZAMAN/AFP)

En un informe emitido en la víspera de que la Asamblea General de Naciones Unidas debata la implantación de una Declaración sobre la Cobertura Sanitaria Universal, la organización con sede en Ginebra ha alertado de que los países deben aumentar su gasto en ese rubro en al menos un 1% como media para conseguir esa meta.

«Si nos tomamos en serio lograr esta cobertura universal para mejorar la vida de la gente, debemos ser serios en la atención primaria», ha señalado en un comunicado con ocasión del lanzamiento del informe el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

«Eso significa dar servicios sanitarios esenciales como inmunización, cuidado prenatal, consejos en el estilo de vida, y lo más cerca de los hogares posibles, asegurándonos que la gente no tenga que pagar todo esto de sus bolsillos», ha añadido el director general.

El informe indica que el mundo debe doblar en una década su inversión en sanidad para conseguir el objetivo de un sistema para todos.

Añade que aumentar la inversión mundial en el sector en 200.000 millones de dólares anuales (un 5 % más de los 7,5 billones de dólares que ya se gastan) «puede potencialmente salvar 60 millones de vidas, aumentar la esperanza de vida en 3,7 años hacia 2030, y contribuir significativamente al desarrollo socioeconómico».

La OMS sugiere que ese aumento debe provenir de cada Estado pero admite que en los países menos desarrollados y aquellos en conflicto esto no será posible, por lo que seguirán requiriendo asistencia del exterior.

El informe advierte, por otro lado, que la presión financiera que el gasto en salud ejerce en muchas familias del planeta ha empeorado en los últimos 15 años.

Unos 925 millones de personas gastan más del 10% de sus ingresos en gastos sanitarios, y 200 millones emplean más de la cuarta parte, ejemplifica el documento de la OMS.

«Es impactante ver que cada vez más población sufre porque paga demasiado para cuidar su salud, incluso en economías avanzadas», ha comentado al respecto el secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Ángel Gurría, con ocasión de la publicación del trabajo.