2018/07/15

Inclinación lateral con banda elástica
HELENA SALAS & CARLOS PATIñO
016_pilates7k376

Permanecer sentado durante periodos largos de tiempo frente al ordenador, la televisión o conduciendo, produce tensión en el cuello y los hombros. Hay diversos ejercicios muy sencillos que podemos practicar para aliviar la tensión del cuello. Con la ayuda de una banda elástica, que ejercerá resistencia al movimiento, lograremos fortalecer la musculatura del cuello y disminuir la tensión en la región cervical. Puede realizarse de pie o bien sentado en una silla, en el suelo o en un balón suizo.

Nivel: Básico

Posición inicial: Sentado en un balón suizo o en una silla si no disponemos de un fitball, con los pies apoyados en el suelo, paralelos y separados a la anchura de las caderas, formando un ángulo de 90 grados entre los tobillos, las rodillas y las caderas. Coloca la banda elástica en la frente, rodeando la cabeza y sujeta un extremo con cada mano. Alarga la región cervical dirigiendo la barbilla hacia el pecho.

Ejecución: Inclina lateralmente la cabeza tratando de acercar la oreja hacia el hombro, ejerciendo oposición al movimiento con la banda elástica. Mantén entre 5 y 10 segundos y regresa a la posición inicial. 1 o 2 series de 8 repeticiones.

Puntos clave:

- Utiliza una banda elástica de resistencia media o fuerte.

- Siéntate correctamente en el fitball, con la espalda erguida.

- Apoya los pies en el suelo, paralelos y separados a la anchura de las caderas.

- Dirige la barbilla hacia el pecho para alargar la región cervical.

- Mantén la mirada al frente a la altura de los ojos.

- Recuerda que es un ejercicio isométrico, en el que no hay movimiento. La banda elástica debe resistir el empuje de la cabeza.

- En la inclinación lateral, trata de dirigir la oreja hacia el hombro.

- Relaja los hombros. No dejes que se eleven ni estén tensos.

- Si haces más de una serie, descansa y relaja el cuello unos segundos entre cada serie..

Variaciones:

- Sin banda elástica. Apoya una mano sobre la sien y empuja con la cabeza hacia la mano y con la mano hacia la cabeza.

- De pie con los pies paralelos.

Si tienes algún problema en la columna o algún trastorno de salud consulta con tu médico o fisioterapeuta antes de realizar estos ejercicios.