2019/02/10

Ley de alquiler, flor de un día
BERTA GARCIA

El Real Decreto-Ley 21/2018, de medidas urgentes en materia de vivienda y alquileres, ha pasado a mejor vida desde el pasado 24 de enero. Increíble pero cierto, ya que el mencionado decreto-ley no ha sido aprobado por el Congreso de los Diputados del Estado español. «Flor de un día», que se dice cuando algo es efímero, y es lo que ha pasado con una ley que se esfuma del ordenamiento jurídico y revierte la situación a un estado anterior no deseado.

Aún con todo, los contratos que se hayan realizado entre el 18 del pasado diciembre y el 23 de enero de este año seguirán con las condiciones que ha tenido la ley durante su vigencia, incluida la prórroga obligatoria hasta cinco años (y siete, si el arrendador era una persona jurídica) y la posibilidad de ampliar otros tres años más. Pero esto no consuela al resto de personas en busca de un alquiler con ciertas garantías de seguridad y estabilidad, dos de las premisas que inquilinos y arrendadores venían pidiendo desde que se aprobó la reforma de la ley de arrendamientos urbanos del 2013, y que, en parte, el arriba mencionado decreto-ley venía a mejorar.

Así que vuelta al pasado y solo tres años de contrato con posibilidad de prorrogar uno más. Quedan derogadas las nuevas medidas como, por ejemplo, el límite a las garantías exigibles por el arrendador al inquilino de una vivienda, que se fijaba en dos mensualidades además de la fianza.

También se anula la disposición que establecía que, si el arrendador es una persona jurídica, los gastos de gestión inmobiliaria y formalización del contrato correrían en principio a cargo del arrendador. Esto suena a chollo para bancos y poseedores de muchos inmuebles, más que para un particular con una vivienda en circulación, que lo que quiere es tranquilidad con buenos arrendatarios.

Además, desaparece la exención a los inquilinos del pago del ITP (Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales) en los contratos de arrendamiento de vivienda para uso estable y permanente: el inquilino vuelve a estar obligado a pagar este impuesto.