2019/07/07

«Midsommar»
KOLDO LANDALUZE
067_30zine

Cineastas como Ari Aster, Jordan Peele y Tomas Alfredson se han consolidado como una apuesta firme dentro de los territorios de lo extraño y del terror gracias a propuestas como “Hereditary”, “Déjame salir”, “Nosotros” y “Déjame entrar”. Por ello, no es raro que la nueva película de Ari Aster, titulada “Midsommar”, se haya convertido en uno de los filmes de terror más esperados del año. Tras su poderosa irrupción en el formato largo con “Hereditary”, Ari Aster regresa a nuestra cartelera con una propuesta que incide en ese tipo de filmes que legan en el espectador esa sensación de “mal rollo” que ya despertó su anterior trabajo y que tan buenos resultados le reportó. Antes de su primer largometraje, este joven realizador ya dejó claras sus intenciones en cuanto abandonó el American Film Institute Conservatory e inició su carrera como cortometrajista con “The Strange Thing About the Johnsons”, un mediometraje que acabó siendo todo un fenómeno viral de YouTube y que giraba en torno a un adolescente que comienza a fantasear con tener relaciones sexuales con su padre.

Escrita y dirigida por el propio Aster, “Midsommar” es una película de terror que narra la historia de una mujer que, para superar la muerte de sus padres y reorganizar sus emociones y sentimientos, decide hacer un viaje a un pueblo sueco aislado con su compañero sentimental y unos amigos. En el transcurso de sus vacaciones descubrirán la otra cara que se oculta detrás de una tradición ancestral. Protagonizada por Florence Pugh, Jack Reynor, William Jackson Harper y Will Poulter, la película toma como referencia una celebración real que se realiza en Suecia durante el solsticio de verano. Se trata de un evento enraizado en la cultura sueca y en el que las mujeres se visten con trajes tradicionales y se adornan el cabello con coronas de flores que simbolizan la buena suerte. Finalizado el gran banquete en el que se cita toda la comunidad, grandes y pequeños danzan alrededor de una cruz de madera de la que cuelgan anillos adornados con ramas y flores, mientras se cantan canciones folclóricas. Es, ante todo, una fiesta directamente conectada con la naturaleza lo cual, y teniendo presentes dichos mimbres, lleva a pensar que la cinta de Aster se ampara en el subgénero folk horror, donde destacan títulos británicos como “El ritual” (2017), “El apóstol” (2018) y el filme de culto que Christopher Lee siempre consideró como su mejor película: “El hombre de mimbre” (1973).

Más allá de esta conexión fílmica, lo que está claro es que “Midsommar” retoma el legado de este tipo de terror literario que, como en el caso del escritor Arthur Machen –autor de narraciones como “El gran dios Pan” o “La ciudad blanca”–, siempre abogó por mostrar lo extraño en entornos naturales y a plena luz del día. Según señaló Ari Aster en torno a su nueva obra «se trata de horror popular escandinavo, se centra en un culto pagano… Estamos ante una película rupturista, muy macabra. La gente no debe ir esperando algo parecido a “Hereditary”, es un Mago de Oz para pervertidos».

El cineasta Jordan Peele escribió un mensaje destinado a Ari Aster en el que plasmó la gran satisfacción que le produjo su visionado. En su nota, el firmante de “Nosotros” señaló que «creo que has hecho la película de terror más idílica de todos los tiempos. Cualquier cosa después de ‘Midsommar’ tendrá que superar semejante listón porque destrona a “El hombre de mimbre” como la película pagana más icónica de la historia del cine. Ejecuta un extraño juego de manos, donde el horror trasciende de sí mismo. Es una ascensión del terror. No me sentí víctima, me sentí como si me pusieran en un pedestal y me honraran a través de los ojos del protagonista. Es una sensación muy particular que una película evoque eso tras haber finalizado. Tiene una de las imágenes más atrozmente perturbadoras que he visto en mi vida y, sin embargo, no dejé de experimentarla con los ojos y la boca abierta».