Dos presos vascos intentan salvar a un preso que se ahorcó en la cárcel de Picassent

Asier Badiola y Garikoitz Garcia, presos vascos encarcelados en la prisión de Picassent, intentaron salvar a un preso social que se ahorcó, según ha informado por Twitter el preso Manex Zubiaga.

NAIZ+|2018/04/09 11:22
Thinkstockphotos-664514716
Son muchos los reclusos que mueren en las cárceles. Thinkstock

Un preso social encarcelado en la prisión valenciana de Picassent se quitaba la vida el pasado viernes. Los presos políticos vascos Asier Badiola y Garikoitz Garcia lo encontraron en su celda, aún vivo, colgado de una cuerda. Fueron ellos los que cortaron la soga e intentaron reanimarlo, pero desgraciadamente, el preso falleció instantes después en la enfermería de la prisión.

Manex Zubiaga, preso también en la cárcel de Picassent, ha relatado lo vivido vía Twitter. Asegura que han sido muchos los presos sociales, enfermeras y funcionarios de prisiones los que se han acercado hasta Badiola y Garcia a darles las gracias por su esfuerzo. Incluso el director del centro les ha mostrado agradecimiento. Los presos políticos vascos encarcelados en esta prisión consideran, sin embargo, que todas las palabras están fuera de lugar y reclaman el fin de las cárceles.

Son muchos los reclusos que mueren en las cárceles. Según los datos de Instituciones Penitenciarias cada año fallecen unos 150 presos en las cárceles españolas de los que aproximadamente el 15% se ha quitado la vida. Estas muertes pasan desapercibidas.

HERRI INFORMAZIOA