2017/08/13

Triste final para una cita que debía ser la fiesta del fútbol vasco

Lo que tenía que ser una fiesta del fútbol vasco –las aficiones sí que pusieron todo de su parte– se transformó en un triste espectáculo, con un lamentable final de partido, en el que hubo hasta dos expulsiones y la espantada del árbitro, ante la poca colaboración de los protagonistas. La primera txapela del fútbol vasco se quedó sin ganador.

Natxo MATXIN
0813_kir_lasesarre01