2017/12/02

ETA: «Traer a casa a los presos se ha convertido en reto de Euskal Herria»

A una semana de la movilización de París, ETA subraya que excarcelar a los presos es ya una causa de país y no parte de una agenda a negociar con ella. «No hace falta decir que ETA no dirige la acción de los presos», apunta.

GARA|DONOSTIA
1202_eg_eta

Hoy, 2 de diciembre, falta ya solamente una semana para la gran movilización convocada en París por los artesanos de la paz. Y en este contexto, ETA ha remitido a GARA una nota informativa (íntegra en versión original en la página 3) que incluye un anuncio y varias reflexiones sobre la «agenda de la resolución» del conflicto.

El anuncio consiste en que ETA ha tomado la decisión de que Iratxe Sorzabal y David Pla ya no sean interlocutores de la organización, después de que ambos hayan sido escogidos, junto a otros seis presos y presas encerrados en los dos estados, como la nueva representación de Euskal Preso Politikoen Kolektiboa (EPPK).

«Teniendo en cuenta que su prioridad será esa nueva labor, y dado que la responsabilidad política de buscar solución a las consecuencias del conflicto está siendo asumida por otros agentes», ETA ha decidido liberarles de su anterior función y así lo hace público.

Debate «interiorizado»

Las reflexiones que se incluyen en la nota llegada a GARA van en una línea coherente con este anuncio. La organización vasca, ya desarmada, subraya que «como consecuencia del debate realizado por EPPK, ETA tiene interiorizado totalmente que los presos y presas políticos vascos están unidos a ese Colectivo, que comparten el proyecto político de la izquierda abertzale y que desde esa perspectiva harán su aportación al proyecto popular, nacional y de Estado de Euskal Herria».

En consecuencia con ello, continúa la organización, «no hace falta siquiera decir que ETA no dirige la actividad de los presos y que estos no responden a [directrices] de ETA».

Para llegar a este punto, la organización recuerda que el debate interno de EPPK (concluido en junio) ha renovado su línea de acción y ha comenzado a implementarse. «Y por otra parte, la sociedad civil ha dado un paso profundizando en el intento de dar salida a las consecuencias del conflicto político –añade ETA–. Se está expresando con mucha claridad que la resolución tiene que ser integral».

Sitúa en este contexto como «evidentemente destacable» la movilización del próximo sábado en la capital francesa. Pero alude además a que «al mismo tiempo, ciertos agentes, instituciones y representantes institucionales están mostrando su compromiso para que los derechos de los presos y presas sean respetados».

Cita acto seguido que «la izquierda abertzale ha reforzado el intento de canalizar la aportación de los militantes políticos que están en las prisiones». Y sumando todo ello, ETA llega a la conclusión de que «el reto de traer a casa a los presos y presas vascas se ha convertido en reto de Euskal Herria».

Agenda en manos del país

En otro pasaje de esta nota informativa, ETA pone el acento en que la organización «ha dado inicio al camino para dejar en manos de Euskal Herria la agenda de la resolución, como se pudo comprobar con el proceso de desarme».

¿Qué repercusiones tiene esto? «Mientras el hecho de que esa agenda de resolución sea una demanda de ETA se une a un hipotético proceso de negociación, la opción de que la sociedad civil, los sectores populares y las instituciones vigentes en Euskal Herria hagan suya esta agenda le daría a este reto una dimensión mayor».

En la última parte de esta nota informativa, ETA mira al futuro para vaticinar que «Euskal Herria tendrá grandes desafíos en los próximos meses y años. Uno de ellos, uno de los principales, será traer a casa a todos los presos, exiliados y deportados. Un ingrediente imprescindible para culminar el camino de la libertad. Hay mucho trabajo y lucha que desarrollar, y queremos llamar a comprometerse en ello a toda aquella persona que comparta los valores políticos y el proyecto que representa ETA».

Adiós a Belen González

Este mensaje de ETA está fechado el 23 de noviembre y comienza con una mención a Belen González Peñalba, que como representante de la organización negoció con dos gobiernos españoles y que falleció por una larga enfermedad el día 16.

La organización se refiere a ella como «gudari de ETA» y añade que «queremos subrayar que ha sido un modelo para todos sus compañeros y compañeras. Agur eta ohore, Belen. Como te dijimos hace no mucho tiempo, siempre has tenido tu sitio en el calor de este hogar. Vaya para sus familiares y allegados nuestro pésame y el abrazo más fuerte».

Texto íntegro del comunicado en su versión original, en euskara

CAMBIO DE PARADIGMA


«Que la agenda de resolución la hagan suya sociedad civil, sectores populares e instituciones vigentes de Euskal Herria daría a este reto una dimensión mayor»